Con la presentación ayer de los resultados financieros de Apple del cuarto trimestre fiscal volvíamos a asistir, de nuevo, a una avalancha de números, datos y cifras de ventas que, como empieza a ser bastante habitual, **superan con creces las expectativas de los analistas**, e incluso a las de la propia Apple. Siguen sin convencer a los inversores, en parte por las **previsiones de crecimiento para el próximo trimestre**, que auguran una curva más plana que hasta ahora.

Las dudas que actualmente se ciernen sobre Apple están estrechamente **ligadas a las expectativas**, pero no ya de nuevos productos y renovación de los mismos, si no sobre las oportunidades de crecimiento de la compañía, y este trimestre han vuelto a dejar claro la dependencia que la compañía tiene sobre el iPhone, que sigue manteniendo cerca de un 50% del total de los ingresos de Apple.

Es notable que el 5.5% del total de iPhones venidos hayan correspondido a la nueva generación, a pesar de que solo se han computado ocho días de comercialización, y que Apple haya mantenido el ritmo de ventas durante la mayor parte del trimestre con una renovación de terminales en su último tramo. La salud de su terminal estrella es sin duda, ejemplar. Cuestión aparte es el iPad.

Ventas q4

Sus ventas, mayor que las predicciones de Apple pero menor que la de los analistas. En cifras, 14.1 Millones de iPads vendidos contra 14.3 Millones esperados, de nuevo, algo notable para un producto que no se renovaba desde hace un año y que el mercado sabía que su renovación era inminente. Ahora es bastante probable que esa cifra aumente por la campaña navideña y por la llegada de los nuevos modelos a lo largo del mes próximo.

El iPhone aumenta sus ventas, iPad se mantiene constante y Mac e iPods caen

En cifras, ha sido un gran trimestre, aunque se ha producido una caída del beneficio neto, que va por tercer trimestre consecutivo, cercano al 9% (37% en términos absolutos) con unos ingresos de 37,5 mil millones de dólares de los que 7,5 mil millones de dólares corresponde a los beneficios, en comparación con los 8,2 mil millones de dólares de beneficio de 36 mil millones de ingresos (4% más) y los 8,2 mil millones en beneficios del mismo trimestre del año anterior.

En términos generales esas cifras superan las esperadas por Wall Street pero poco ha cambiado. Apple cerraba ayer a 529,88 dólares, con un aumento de 0,74% en el conjunto del día pero con una caída en el after hours cercana al 2,56%, motivada principalmente por una reducción del margen en el Q1FY14 de 36.5 a 37.5% (datos estimados de la compañía) por debajo del estimado 37.74% por inversores.

Pero realmente, el margen si que ha estado cercado la cifra prevista, e incluso me atrevería a decir que a sido mayor, principalmente por dos factores: el primero de ellos las provisiones de capital para la fabricación de los nuevos productos tanto los nuevos iPads como los nuevos Mac, y por otro un aprovisionamiento negativo en diferido de cerca de 900 millones de dólares por el software gratuito que la compañía anunció el martes pasado y del que va a dejar de ingresar, lo que en términos reales situaría el margen bruto más cerca de 38% que del 37%.

BPA Q4

En cuanto al resto de habituales, el EPS (Beneficio por accion) ha sido de 8,26 dólares frente a las expectativas de 7,92 dólares, mayor de lo esperado, y vienen a confirmar, de nuevo, que las estimaciones de la propia Apple están más cerca de la realidad que las de los analistas y de la propia Wall Street.

La reserva de efectivo de Apple sigue siendo muy alta con 146,8MM total para este trimestre en comparación con los 146,6MM del anterior con un crecimiento menor, cercano a 140 millones más, y motivado por el reparto de dividendos y recompra de acciones. Además la compañia ha fijado un dividendo de 3,05 dólares por acción, fijado para el 14 de noviembre de 2013 al cierre de operaciones del día 11 de noviembre.

Hemos generado 9.900 millones de dólares de flujo de caja operativo durante el trimestre y nos satisface haber reintegrado 7.800 millones de dólares de caja adicionales a los accionistas, vía dividendos y recompra de acciones durante el trimestre de septiembre, lo que eleva a 36.000 millones de dólares los pagos acumulados bajo nuestro programa de reintegro de capital – Peter Oppenheimer, director financiero de Apple.

En cuanto a las estimaciones para el próximo trimestre (Q1FY14):

– Ingresos de entre 55.000 y 58.000 millones de dólares
– Margen bruto entre el 36,5 por ciento y el 37,5 por ciento
– Gastos operativos entre 4.400 y 4.500 millones de dólares
– Otros ingresos / (gastos) de 200 millones
– Tipo impositivo del 26,5 por ciento

Apple está muy bien de salud, cae algo el beneficio y se estrecha el margen. Ahora mismo, la mayoría de los ingresos de Apple son de hardware, y los márgenes de productos de hardware tienden a estrecharse por lo que tampoco es un problema a corto plazo.

El problema es que Wall Street sigue esperando un nuevo iPod, un nuevo iPhone o un nuevo iPad, es decir una nueva categoría de producto. Tal como están las cosas podrían crear algo sorprendente y Wall Street todavía estaría decepcionada. En mi opinión su stock está profundamente infravalorado y mal entendido, y más después de ver estos números. ¿Cuántas veces creen que Apple puede salir con un nuevo producto como el iPod, iPhone o iPad? Es un poco injusto esperar con regularidad algo así de cualquier empresa.

Veremos el próximo trimestre y como se comporta Apple en la campaña navideña, seguro que no defraudará.

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario