La semana pasada, dedicamos unos minutos a hablar de Wayra y la nueva convocatoria que la aceleradora de startupts de Telefonía había abierto para recibir nuevos proyectos. Para muchos emprendedores de Europa y Latinoamérica, iniciativas como Wayra son una gran oportunidad para poner en marcha ideas innovadoras y canalizar el talento de los emprendedores de estas regiones. Precisamente, en el seno de Wayra se está acelerando una startup española llamada cuaQea que, desde la Academia Wayra de Madrid, trabaja en el desarrollo de un microblog de voz.

cuaQea es una startup que llegó en mayo a la Academia Wayra de Madrid; sin embargo, su andadura viene de algo más atrás. Antonio Juan Querol Giner, uno de los fundadores del proyecto, participó en 2012 en el Talentum Startups Short Track de Telefónica para arrancar la génesis del proyecto y, meses más tarde, éste se materializó en una startup que terminó siendo seleccionada para participar en el programa de aceleración dentro de la convocatoria 2013.

¿El objetivo de cuaQea? Poner en marcha un servicio bastante singular: ofrecer a los usuarios una red social de voz a la que se accede desde un smartphone. Dicho de otra forma, la idea del servicio es ofrecer a los usuarios una alternativa al texto escrito con imágenes (que es lo que, habitualmente, compartimos a través de Twitter o Facebook) y abrirles la puerta a un servicio en el que intercambiar mensajes de voz.

cuaQea (2)

Explicado así, la verdad, el objetivo del servicio puede extrañar un poco o, incluso, parecernos redundante con aplicaciones de mensajería instantánea móvil que nos permiten intercambiar mensajes de voz. Sin embargo, uno de los valores diferenciales de cuaQea es que, a pesar de ser un servicio abierto a todo el mundo, su público objetivo principal son los invidentes y, por tanto, es un servicio accesible que elimina barreras y permite a las personas que sufren alguna deficiencia visual acceder también a una red social en la que compartir su ideas o comentar cualquier cosa que les venga a la cabeza.

Eliminar barreras y abrir este tipo de servicios a todo el mundo, en mi opinión, es un valor a tener en cuenta. De todas formas, como comentaba, el servicio está abierto a todos los usuarios y, con este objetivo, cuaQea aspira a ser un servicio multiplataforma. Actualmente, cuaQea dispone de un cliente para Android y trabajan en el desarrollo de un cliente para iOS, piezas clave para poder plantear un uso extensivo del servicio al que podemos acceder usando nuestras credenciales de Twitter o Facebook como método de autentificación en el servicio.

El uso, como nos podemos imaginar, es bastante sencillo. Una vez entramos al servicio y completamos nuestro perfil con algunos datos y una foto, podremos pasar a seguir a otros usuarios (y seguir, por tanto, los mensajes de voz que comparten), publicar nuestros mensajes, usar hashtags o, incluso, añadir efectos a los mensajes de voz para hacerlos más divertidos. La conexión con Twitter y Facebook, en el fondo, no es casual puesto que, además de servir de sistema de autentificación de usuarios, sirven como puente con cuaQea porque los usuarios también podrán compartir en Twitter y Facebook sus mensajes de voz.

Hay que reconocer que el planteamiento de cuaQea es bastante original y, si lo pensamos, escuchar un mensaje es mucho más efectivo que leer en la pantalla de nuestro smartphone (tardamos menos tiempo y, además, podemos caminar por la calle sin peligro alguno).

👇 Más en Hipertextual