Hace unos momentos que Apple ha presentado, a través de una conferencia telefónica, los resultados del segundo trimestre fiscal del año 2013. Lógicamente, tras el récord del trimestre anterior (en buena parte debido a la campaña navideña), se esperaban unos datos algo más bajos aunque, claro está, en estos días se habían levantado todo tipo de rumores y especulaciones alrededor de los datos que se iban a presentar y, como no, el valor de cotización de la compañía en bolsa. Sin duda alguna, los datos no muestran precisamente una empresa débil o una empresa de la que tengan que huir presas del pánico los inversores puesto que 43,6 mil millones de dólares en ingresos y 9,5 mil millones de dólares en beneficios no son datos para tomarse a broma.

Con el trimestre anterior, el de la campaña de navidad, Apple subió muchísimo el listón (con un récord dentro de los números contables de la compañía); una cota que no es fácil de superar y que lógicamente no se iba a ver en este segundo trimestre (ha sufrido un retroceso en los beneficios de más del 20%). Aún así, los de Cupertino han generado una actividad que podemos resumir de la siguiente forma:

  • 37,4 millones de iPhones vendidos frente a los 35,1 millones vendidos en el mismo período de 2012
  • 19,5 millones de iPad vendidos frente a los 11,8 millones de unidades vendidas en el segundo trimestre de 2012
  • 4 millones de Macs vendidos (un dato que sí que se ha quedado estancado con respecto a 2012)
  • 5,6 millones de iPods vendidos, es decir, un 27% menos de unidades vendidas con respecto al mismo período de 2012

Este tipo de informes tienen como objetivo rendir cuentas a los inversores y, lógicamente, activar el mercado de compra-venta de acciones, es decir, captar inversores para la compañía mostrando mediante la foto con los resultados financieros de Apple la buena saludo de la que goza la empresa. ¿Y estos datos muestran una buena salud? A pesar de lo que se haya podido publicar en estos días por parte de los analistas financieros, una venta de 250.000 iPads de media cada día es un indicador bastante importante aunque hayamos observado una bajada en el valor de las acciones de la empresa.

Resultados financieros de Apple Q2 2013

Si bien es cierto que en la línea del iPod y del Mac la compañía ha visto mermado por un lado y congelado por el otro su actividad, en el ámbito de los dispositivos móviles la compañía sigue avanzando a buen ritmo. Con respecto a su actividad a nivel territorial, la compañía ha crecido en cuanto a actividad en todos los territorios en los que opera aunque, de todos, es especialmente significativo su avance en Asia y, especialmente, en China (un mercado que Apple tiene identificado desde hace tiempo como un objetivo estratégico al que está dedicando bastantes esfuerzos).

Otro detalle interesante es el de la tesorería de la compañía, es decir, el cash. La compañía dispone 145 mil millones de dólares en cash, un activo de gran peso que, para alegría de los inversores, va a permitir un reparto de dividendos de 100 mil millones de dólares. Siguiendo con la actividad económica (donde este trimestre se han movido más de 12,5 mil millones de dólares), el reparto de los ingresos de la compañía está repartido de la siguiente forma:

  • 53% de los ingresos proceden de las ventas del iPhone
  • 20% de los ingresos proceden de las ventas del iPad
  • 13% de los ingresos proceden de las ventas de los Mac
  • 9% de los ingresos proceden de la actividad alrededor de iTunes
  • 2% de los ingresos proceden de las ventas del iPod

¿Y qué esperar de Apple a partir de ahora? Si comparamos los resultados con los del trimestre anterior, evidentemente, la compañía ha sufrido un desaceleración evidente pero ello no implica que esto sea el principio del fin ni mucho menos (aunque la bolsa haya sido algo cruel estos meses). Cook ha declarado que están trabajando en nuevos productos y que están ansiosos por lanzarlos al mercado (literalmente que no pueden esperar al otoño ni a 2014), un mensaje interesante que sirve para acallar las críticas de "falta de innovación" que también se leen mucho últimamente. Por tanto, para el próximo otoño veremos en el mercado nuevos dispositivos de Apple, como no, con vistas a la campaña de navidad.

En resumen, si bien es cierto que los beneficios han bajado, productos como el iPhone o el iPad siguen siendo potentes cabezas tractoras de la compañía y eso que, en este año, no se ha lanzado nuevo iPad en el mes de marzo (a diferencia de lo realizado en anteriores ocasiones).