El ataque a la web de los Goya probablemente se trató de una inyección SQL a un PHP mal codificado, según explica en su blog el experto en seguridad **Chema Alonso**. «De nuevo, una gran institución cae en el viejo error de poner en Internet una aplicación web sin haber pasado por una Auditoría de Seguridad de un equipo de hacking ético. No tiene sentido», sentencia.

> «No sé quién daría la orden de publicar la aplicación web sin auditarla externamente, no sé si algún informático dijo en su momento que esto era una locura o no, pero lo cierto es que ahora este fallo tan sencillo de detectar en cualquier test de intrusión va a traer problemas personales a todos los que acaban de perder la posesión de sus datos personales y a la organización detrás de la web».

Entre la información publicada hay correos electrónicos y números de teléfono, a los que acompaña la fecha en que hicieron su reserva. No se incluye el nombre de cada persona, pero en la mayoría de los casos no es difícil deducirlo con la dirección de e-mail.

Dos años antes de atacar la web de los Goya, Anonymous ya fue a por la página de la Academia de Cine. En esa edición, la de 2011, también organizó una protesta frente al Teatro Real de Madrid, donde se organizó la gala. No obstante, entonces el motivo fue protestar contra la conocida como Ley Sinde.

Ahora, a pesar de repetir algunas de las proclamas del grupo en el documento publicado («Unidos como uno, divididos por cero. Somos Anonymous. Somos Legion. No Olvidamos. No Perdonamos. Ya estamos aquí»), no hay ninguna referencia a otro tipo de motivaciones políticas o de defensa de los derechos de los internautas. Por lo tanto, parece que el ataque a la web de los Goya ha sido únicamente una forma de entretenerse dando un pequeño golpe a un viejo enemigo.

*Imagen: Academia de Cine.*

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.