ALTFoto edita tu foto permite ver tu fotografía desde otro punto de vista. Es una forma más de revelar tu imagen, para ver las posibilidades que puede llegar a tener. Primero hacemos una crítica y después pasamos a revelarla. Sólo tenéis que escribir un comentario en este artículo y nos pondremos en contacto con vosotros para que podáis participar.

Foto inicial

Hoy es el turno de Marcelo Gagliardi. Veamos qué nos cuenta:

> Hola Fernando. Gracias por tu pronta respuesta.
Es muy bueno para los seguidores de la página saber que nos tienen en cuenta. Así se fidelizan lectores!!

> Te envío dos fotos. Son con mismo tema pero también preferiría tu opinión a la hora de seleccionarlas.
Fueron tomadas en Brasil, en el sur de la isla de Florianópolis. Una playa llamada Naufragados, con una historia muy interesante, de hace varios siglos atrás, en la época de los viajes para la conquista de esas tierras. El faro obedece precisamente a la peligrosidad de esa zona y la gran cantidad de naufragios que se producían. Hubo uno, allá por el 1500 en el que perecieron algo así como 240 personas y fueron todos sepultados en la playa…..
Se accede a ella solamente por una caminata de una hora a través de una senda escarpada entre la selva, o por pequeños barcos conducidos por pescadores.
El día estaba bastante ventoso y brumoso, lo que me hizo perder nitidez a la hora de enfocar, sumado a mi temor con los efectos de la arena en la cámara. Creo, de todas formas, que se puede conseguir algo interesante con las nubes. Yo hice mi propio revelado, pero no quedé demasiado conforme.
Por último, sólo si es posible y no te condiciona demasiado, quisiera pedirte que hagas el revelado con Lightroom, ya que es el programa que utilizo para la edición de las fotos.

> Reitero mi agradecimiento, y adelante con la página que está cada vez mejor.

> Marcelo Gagliardi

De las dos fotos que ha enviado me quedo con la que abre el artículo porque le veo más posibilidades, con una composición más abierta y con un efecto maravilloso del sol filtrándose entre las nubes. Tiene una profundidad muy marcada gracias a los diferentes planos que se ven. Una pena que el faro no se vea más y que no esté encendido. También es un ejemplo perfecto de lo que supone la falta de tiempo o la impaciencia, o una combinación de las dos cosas.

La fotografía es buena, y si además la acompaña con el texto que nos ha ofrecido, Marcelo puede contar una historia increíble. Pero tiene algunos problemas, que le evitan convertirse en la foto del siglo, que paso a comentar:

* La impaciencia o la falta de tiempo son los grandes enemigos de esta imagen porque seguro que en algún momento los rayos del sol iluminarían la ladera, el faro o las piedras donde rompe el agua. Y a hora estaríamos hablando de otra fotografía. Seguro.

* La falta de nitidez es evidente. Está provocada por dos motivos: el día ventoso que señala el autor y el diafragma tan abierto, que en este caso no tiene ningún sentido, pues limita mucho la profundidad. Un diafragma f8 o f11 hubiese sido ideal para ver con claridad desde la orilla a las montañas iluminadas al fondo. El autor podía haber jugado con la hiperfocal y el resultado hubiera sido impresionante. Lástima que faltara el trípode, pues así se podría haber solucionado la inclinación que se observa.

* La exposición es incorrecta. El ojo de luz está quemado y la fotografía, en general, está subexpuesta. Esto explica el ruido que invade toda la escena, apreciable en todas las zonas oscuras, como las montañas del fondo. Es difícil medir correctamente en este caso, pero personalmente hubiera medido en el extremo de la ventana de luz y compensado dos puntos. El ojo estaría bien expuesto, y el resto de la imagen más oscuro, pero se hubiera acercado más a la situación real. También existe la posibilidad de una doble exposición, pero es algo poco recomendable en este caso particular.

* El miedo a la arena y al agua de mar en suspensión es bueno sentirlo, pero se puede solucionar muy bien con una bolsa estanca, o en caso de carecer de ella, con una bolsa de alimentación a la que le cortamos una de las esquinas, que encajaremos en el objetivo y sujetaremos con el parasol.

La fotografía cambiará mucho después del revelado. Primero miraré si puedo salvar la sobreexposición de alguna manera. Si no lo consigo, tendré que recortar para evitar el ojo de luz de la derecha, lo que sería una pena. También subiré el contraste y mejoraré el color para evitar que el conjunto parezca tan plano. El cielo lo voy oscurecer hasta el punto que pueda, sin resultar nunca falso o exagerado.

Mañana veremos quedará. Y por supuesto lo haré con Adobe Lightroom, como nos ha pedido el autor. Y a los demás os invito de nuevo a participar con vuestra fotografía en próximas ediciones.

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario