Tras los cyberlockers y el BitTorrent, parece que Paypal ha comenzado ha apuntado a los servicios de Usenet. Por primera vez el sistema de pagos en la red ha cortado las cuentas de varios proveedores de servicio de Usenet y congelado los fondos en sus cuentas. La razón: la creciente preocupación sobre la infracción de derechos de autor en la red y los estrictos cambios en las políticas de Paypal.

Paypal

Desde hace ya muchos meses Paypal había comenzado una lucha agresiva sobre los cyberlockers y sitios BitTorrent. Una política donde se ahogaban los fondos para evitar la infracción de los derechos de autor que ahora parece que se dirige a los proveedores de Usenet.

Según cuentan desde TorrentFreak, este martes Paypal cortó sus servicios a cinco distribuidores de Usenet donde se incluían XSUsenet, EasyUsenet y Usenet4U. Los proveedores de Usenet ya no podían aceptar pagos a través de Paypal y los fondos que mantenían en sus cuentas habían sido congelados durante 180 días.

La razón parecen ser las nuevas políticas del sistema de pagos. Actualmente, para ser aceptados por Paypal, los servicios de alojamiento de archivos tienen que cumplir con una lista de demandas leoninas, todas dirigidas a evitar la infracción de los derechos de autor y el uso de archivos ilegales. Unos términos que también se aplican a los grupos de noticias.

Varios de los proveedores de Usenet desconectados confirmaron tras el martes que sus cuentas fueron suspendidas debido a que violaban los términos ahora aplicados. Al menos una de las empresas afectadas dijo a la página que Paypal jamás le preguntó por este cambio de políticas, además, la empresa había detallado que estaba operando claramente con un servicio de Usenet.

Pensemos que la decisión adoptada por Paypal es un golpe financiero para las empresas involucradas. Muchos de los clientes que necesitan o prefieren pagar a través de Paypal se irán a otra parte, peor aún, todos han perdido el acceso a una cantidad sustancial de sus fondos.

La situación es exactamente igual que la vivida con muchos de los principales servicios de alojamiento de archivos. Putlocker fue una de ellas. La compañía del Reino Unido tenía cuenta en Paypal congelada desde hace unos meses. la razón era que se negaron a permitir que el servicio de pagos vigilara los archivos subidos por sus usuarios. Según Putlocker:

Paypal quería acceder a nuestros registros para controlar todos los archivos que se subían y saber el listado de todo lo que los usuarios querían. Todo ello independientemente de la configuración de privacidad que el usuario hubiera seleccionado. Se trata de una invasión a la privacidad y la intimidad por parte de Paypal. No es de su incumbencia qué archivos tienen en su cuenta cada usuario.

Lo mismo ocurrió con Mediafire, quién no pudo llegar a un acuerdo con el sistema debido a sus políticas. Una políticas leoninas donde los derechos de autor y la presión del lobby parecen guiar las reglas de Paypal. De seguir así, es muy posible que en pocos meses no exista opción alguna de entrar en el sistema para los servicios de alojamiento de archivos o incluso para los proveedores de Usenet.