Amado por muchos, odiados por otros, Microsoft Office sigue siendo la paquetería de ofimática más popular en todo el mundo. Aunque ya se sabía que Microsoft sacaría las versiones móviles de Office 2013 en los próximos meses, aún no se conocía la fecha exacta. Gracias a un comunicado de prensa de la oficina en República Checa de la empresa, nos enteramos que su llegada a Android y iOS se dará en marzo del próximo año.

La introducción de la última versión de Microsoft Office en los sistemas operativos de Google y Apple ya era un hecho conocido, pero existía la duda si se haría el lanzamiento de forma simultánea a la versión móvil para Windows Phone y Windows RT (usada en la Microsoft Surface con procesador ARM).

¿Eso qué significa? Se dice que Office 2013 será lanzado en octubre o noviembre (la fecha más señalada es el 26 de octubre, cuando Microsoft presente Windows 8). Esto le daría entre cinco y seis meses para popularizar la versión de su paquetería en su propio sistema operativo. Como sabemos, muchas oficinas optan por usar un ecosistema basado en Windows por el gancho de Office, ya que al ser tan común, sus empleados no necesitan una mayor capacitación. ¿Podría ocurrir un fenómeno similar, en el que la adopción de la Microsoft Surface o de un móvil con Windows Phone 8 se dé por esta asociación? Es probable.

El movimiento de incluir soporte para iOS y Android también es una jugada inteligente, pues Microsoft entiende que no es el único competidor en el mercado y se apunta a los líderes para obtener una tajada. Hasta ahora, la experiencia con OneNote ha sido muy satisfactoria, así que es probable que Office 2013 se haga de un buen nicho de consumidores. La estrategia, entonces, va primero por ver si la adopción de la paquetería funciona como un valor agregado para los productos de Microsoft; para después tratar de ganarse un hueco en los sistemas operativos de terceros.

Por cierto, si quieren saber un poco más sobre de qué va Office 2013, les recomiendo leer la entrevista que hicimos a Abraham Ronel Teutle, programador mexicano de Microsoft. Hay varios apuntes interesantes sobre lo que podemos esperar de las versiones móviles, como la sincronización a través de la nube o el uso de gestos táctiles como sustituto de los atajos del teclado.