Un equipo de investigadores de la Universidad de California-UCLA podría haber dado con la solución al acné en nuestra piel. Un virus inofensivo a los seres humanos podría ser la clave y una nueva vía a la creación de nuevos tratamientos.

Virus contra el acné

La investigación ha aislado y secuenciado una familia de virus que apuntan a la bacteria que causa las famosas espinillas en nuestra piel. Un estudio en el que detectaron hasta 11 tipos de virus, todos de la familia de los fagos, los cuales atacan y matan a la bacteria que causa la infección en nuestra piel, la Propionibacterium acnes.

Según Laura Marinelli, investigadora principal:

Sabemos que las hormonas sexuales, el aceite facial y el sistema inmunológico juegan un papel fundamental en el acné, sin embargo, este trabajo investigación implica a P. acnes como un disparador importante.

Robert Modlin, otro de los investigadores, señalaba que:

El acné afecta a millones de personas, sin embargo, contamos con muy pocos tratamientos que sean seguros como efectivos. Aprovechar un virus que ataca de forma natural a la bacteria que causa las espinillas puede ofrecer una nueva y prometedora herramienta contra las cicatrices físicas y emocionales del acné severo.

Y es que una vez secuenciado los 11 virus, los científicos hallaron que todos tenían características claves comunes. Un gen capaz de producir una enzima denominada endolisina que puede destruir a la bacteria descomponiendo sus paredes celulares.

Un hallazgo con el que esperan avanzar en laboratorio hacia la creación de nuestros tratamientos que detengan el acné. Tratamientos con efectos secundarios mínimos para un trastorno que sufren millones de personas en el mundo.