El día de ayer, los usuarios de Rock Band para iOS encontraron un anuncio sobre la cancelación del juego. En el mensaje, Electronic Arts señaló que el título sería retirado el 31 de mayo. En su sitio, la empresa afirmó que el soporte a Rock Band sería suspendido para "enfocar recursos en otros títulos de EA". Igualmente, señalaron que quienes hubieran descargado el juego, podrían utilizarlo hasta la fecha indicada.

La suspensión de Rock Band para plataformas móviles (iOS, Android, Palm, entre otras), ya había sido anunciada con antelación, puesto que Electronic Arts suele retirar algunos títulos cuando la cuota de mercado ya es muy baja. Aún así, el aviso tomó por sorpresa a los jugadores, quienes protestaron contra la cancelación del juego. No sólo los usuarios se desconcertaron, sino también Harmonix, la empresa que desarrolló Rock Band, quien dijo desconocer las razones de EA.

En respuesta, sitios como Reddit se vieron inundados de mensajes de inconformidad por la medida, sobre todo porque la empresa no actualizó la descripción de producto en la App Store para alertar a compradores potenciales. Igualmente, dejaron reseñas negativas o calificaciones de una estrella en la tienda para mostrar su desencanto. La respuesta fue tal que Electronic Arts emitió un nuevo mensaje esta mañana, señalando que se había tratado de un error. En un breve anuncio en la aplicación, la compañía indicó que el juego seguiría disponible y pedía desentender el aviso de cancelación.

¿Qué pasó? ¿Realmente se trató de una confusión? No lo creo. Como señalé, Electronic Arts ya tenía contemplado terminar con el soporte para Rock Band, pero jamás calcularon que la medida fuera rechazada con tanta fuerza. El problema fue dejar las cosas a medias: anunciar la cancelación de un producto sin advertir a los futuros compradores. Ése es un fraude, punto. Así, a EA no le quedó de otra más que admitir que se habían equivocado (aunque aún no dan detalles de su supuesto "error") y mantener el juego en línea. Es una lección para la compañía -y en general, para todas las empresas- que no hay que tratar de engañar al usuario. El consumidor siempre tiene la última palabra.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.