Tras más de una década de investigación sobre la hepatitis C, un equipo de investigadores de la Universidad de Alberta en Estados Unidos anuncian el descubrimiento de una vacuna contra la enfermedad, un fármaco desarrollado a partir de una sola cepa que ha demostrado ser eficaz contra todas las cepas conocidas del virus.

Tal y como cuentan, el desarrollo de la misma ha sido largo y costoso, principalmente porque la hepatitis C es más virulenta que el VIH, razón por la cual se llegó a creer que conseguir una vacuna sería una tarea casi imposible.

Según los investigadores, la vacuna ha sido desarrollada a partir de una sola cepa demostrando su eficiencia contra todas las cepas conocidas de la hepatitis C. La vacuna fue probada en los laboratorios con seres humanos siendo capaz de provocar anticuerpos neutralizantes contra las cepas principales, un hallazgo esperanzador para aquellas personas aquejadas con la enfermedad y para aquellos que viajan a zonas donde es frecuente el virus.

Según Michael Houghton, quién dirigió el equipo que descubrió el virus de la hepatitis C en 1989:

Esto nos dice que la vacuna hecha a partir de una sola cepa puede neutralizar muchos otros virus existentes. Realmente es alentador el desarrollo de la misma, Se trata de un gran paso adelante para el campo de la vacunología de HCV.

Y es que anualmente son cientos de miles de personas las que se infectan con el virus. Una nueva esperanza que como advierte el propio Houghton, requerirá de exámenes adicionales. Un tiempo que puede llevar de 5 a 7 años antes de que la vacuna reciba la aprobación.