Últimamente, cada vez que hablamos de DARPA, la agencia de investigación vinculada al Departamento de Defensa de Estados Unidos, solemos comentar aspectos relacionados con nuevos proyectos de investigación vinculados al mundo de la robótica y la inteligencia artificial, como por ejemplo, AlphaDog o el proyecto Avatar. Parece claro que las robótica se está convirtiendo en uno de los pilares sobre los que se están apoyando muchos ejércitos, la semana pasada hablábamos de Francia y el exoesqueleto que están construyendo para sus tropas, y, desde hace un par de años, DARPA está trabajando en el programa ARM (Autonomous Robotic Manipulation) que acaba de entrar en su segunda fase.

¿Qué es el programa ARM? Un proyecto de DARPA para el desarrollo de software con el programar robots para que sean capaces de realizar tareas que hasta ahora solamente pueden realizar los humanos y, además, ejecutarlas rápidamente y con el menor número de movimientos posibles. Con este objetivo, los ingenieros de DARPA han construido un robot demostrador sobre el que aplican el software desarrollado con la idea de comprobar el comportamiento de robot y si éste es capaz de realizar tareas de manera autónoma.

Coincidiendo con la entrada del proyecto en su segunda fase, DARPA ha publicado en su canal de YouTube un vídeo en el que podemos ver el robot demostrador del programa ARM manipulando objetos y realizando tareas para las que necesita apoyarse en su sistema de visión artificial, la fuerza de su brazo o los sensores de la mano para dotar de tacto al robot, todo ello sin la intervención humana. ¿Un robot-demostrador? ARM es un proyecto de desarrollo software y, por tanto, éste necesita probarse en una plataforma de pruebas que, en este caso, es un robot que han construido con componentes comerciales como el brazo robot, la mano o el sistema de visión artificial.

Las pruebas, que se llevaron a cabo durante el mes de noviembre, nos muestran a un robot que es capaz de abrir una puerta introduciendo la llave en la cerradura, girándola y, como no, girando el picaporte para abrirla por completo. También es capaz de coger objetos, moverlos y depositarlos así hasta llegar a un número de 18 tareas para las que el robot de ARM ha sido programado y fue capaz de llevar a cabo con una eficacia del 93% en la realización de tareas en la que se mezclaron objetos que se habían modelado y objetos que no se habían modelado en el software.

¿Ccómo es capaz de realizar estas tareas? Gracias al software con el que ha sido programado, el robot es capaz de combinar la información de la visión artificial, la fuerza de su brazo y sus sensores de tacto para aplicar los movimientos adecuados y con la fuerza precisa solamente dándole unas pocas instrucciones y, tras esto, intenta realizar la tarea de manera autónoma. La idea es que, en el futuro, este robot pueda resolver problemas sin necesidad de un programa realizado expresamente para su resolución.

Tras esta primera fase, ARM subirá la complejidad del proyecto haciendo que el robot tenga que manejar dos brazos y combinar ambos para manipular objetos e interactuar con el entorno.

Fascinante.