Ha sido una semana muy convulsionada para el mundo del financiamiento colectivo, el sitio dedicado a esto más importante en los Estados Unidos Kickstarter ha logrado romper la barrera del millón de dólares dos veces en el mismo día con proyectos distintos que parecen tener poco en común.

El primer suceso importante de la semana se produjo cuando los realizadores de Double Fine Adventure consiguieron financiar integramente su proyecto recibiendo 400.000 dólares en colaboraciones en tan solo 8 horas. Como si esto fuera poco, en los siguientes días y en parte gracias al ruido generado por la noticia anterior, los ingresos continuaron llegando con intensidad. Hasta el día de hoy llevan recaudados 1.300.000 dólares por 35.000 personas distintas. Mientras las empresas distribuidoras parecen dar al género por muerto, la comunidad gamer declara no estar nada de acuerdo con ellos.

Tim Schafer y Ron Gilbert ofrecían por esta plataforma la posibilidad de realizar su nueva aventura gráfica si la comunidad estaba de acuerdo (y la financiaba por supuesto), cualquier monto era aceptado, pero a partir de los 15 dólares se llevaban a cambio una copia digital del juego distribuida mediante Steam. De ahi en adelante pusieron diversos beneficios para las transferencias que iban desde acceso a un documental o la banda sonora hasta compartir una cena con los productores.

Parte importante del proceso de venta es el divertido video donde explican con eficacia la problemática del financiamiento clásico, porqué puede funcionar por Kickstarter y para qué necesitan el dinero:

Por otro lado, en el video también anuncian que todo el proceso de realización del videojuego será retratado por documentaristas para que la gente pueda verlo. De acuerdo a Shafer 25% del dinero que se buscaba originalmente tendría este destino, como decíamos antes es parte del contenido disponible para los que colaboran con más de 30 dólares.

Sólo cinco horas antes que Double Fine pasara la barrera del millón, otro proyecto lo había conseguido. En este caso se trata del desarrollo de un producto físico, con más costos de producción específicos por unidad que el contenido digital. El proyecto es Elevation Dock: The best dock for iPhone, un soporte para el smartphone de Apple construido en una pieza de aluminio con gran precisión estética y con atención a la usabilidad (enfatizan las dificultades de desprender el teléfono del resto de los docks).

Es una apuesta sencilla, pero que ya ha recaudado más de 1.100.000 dólares. La transferencia mínima es de 1 dolar y recién a partir de los 59 dólares comienza a obtener una devolución por parte de la empresa, en este caso te entregan el dock incluyendo el envío en todos los Estados Unidos. También hay paquetes para distribuidores o revendedores, cuando superan los 2000 dólares en su colaboración reciben desde 15 hasta 100 docks incluyendo paquetes con distinta variedad de modelos. En este caso la colaboración es la compra del producto, lo que buscan los desarrolladores es un volumen mínimo que justifique el comienzo de la producción. Es una problemática bien distinta a la del desarrollo de software.

Es bueno saber cuales son los proyectos terminados (aunque Elevation Dock termina mañana) que más recaudaron en la historia de Kickstarter:

  1. TikTok: 942.578 dólares. Pulsera para usar el iPod Nano como reloj.
  2. Hidden Radio & BlueTooth Speaker: 938.771 dólares. Parlantes y radio bluetooth elegante.
  3. Printrbot: Your First 3D Printer: 830.827 dólares. Impresora 3D accesible para uso personal o profesional.
  4. Twine: 556.541 dólares. Sensor electrónico para programar actualizaciones de estado de acuerdo a cambios en el entorno.
  5. CineSkates camera sliders: 486.518 dólares. Trípode móvil para hacer travelling caseros.

Lo que vemos en común en estos casos de éxito es que todos tienen un componente tecnológico, la mayoría de ellos es sobre productos relativamente pequeño (a excepción del caso de Printrbot). Todos los casos están presentados de una forma deslumbrante, videos interesantes, bien explicados, etc.

Double Fine y Elevation Dock, al igual que los ejemplos de mayor recaudación combinan temas populares entre la comunidad de Kickstarter y atacan directamente el nervio de sus necesidades. Establecen una relación directa con sus consumidores donde no hay lugar para intermediarios. Los dos casos entienden este lazo con el colaborador lo dignifican con honestidad, claridad en los objetivos y diálogo fluido. Ambos proyectos exitosos tienen un inteligente esquema de beneficios para poder captar a todos los interesados, independientemente del capital que tuvieran para enviar.

Me resulta difícil creer que toda idea pueda ser encarada de esta manera, pero hay casos donde puede resultar una decisión inteligente, independientemente de la página en donde se comparta el proyecto. Lo importante es romper con paradigmas comerciales que muchas industrias tienen fuertemente aferrados y benefician a unos pocos. No tengo dudas que en los próximos meses veremos muchos más proyectos rompiendo el record de recaudación.

Recomendaciones para un proyecto con éxito

  • El dinero no es una donación: La persona que va a dejar su dinero en el proyecto generalmente no lo hace por caridad. Con su transferencia establece un interés en la idea, se transforma en un socio de la empresa. Entendiendo esto podremos pensar mejor el tipo de beneficio que dispondremos para cada caso, servirá para comprender la relevancia de cada socio.

  • Invertir en una venta atractiva: Por más dinero que una persona tenga, miles de proyectos compiten por involucrarlo. Aunque tengamos una idea brillante, es importante saber comunicarla con claridad, invertir en la etapa de presentación del proyecto con igual devoción que lo haremos cuando juntemos los beneficios. Entendamos la audiencia a la que nos dirigimos, humor y seriedad pueden funcionar a la perfección como en los casos de esta semana, pero cada uno en su lugar.

  • Pensar en el valor agregado: Como en el directorio de una empresa, no solo la venta es la agenda del día. En los proyectos que se presenten hay que pensar desde el comienzo en cómo agregar valor a los mismos, desde hacer escribir en un blog hasta colaborar con una organización benéfica. Incluso pensar en un documental es una forma de genera valor, Shafre lo tuvo en cuenta desde un principio, decidiéndose a invertir gran parte del capital buscado en ello.

  • Pensar en más que el dinero: Mostrar que la empresa busca más que el dinero de los colaboradores es lo que finalmente terminará creando un vínculo que sirva para generar valor en el proyecto. La gente está dispuesta a ver la historia detrás de la idea.

  • Escalabilidad de los beneficios: Pensar una, dos y hasta mil veces el esquema de beneficios que recibirá la gente que colabore. Esto servirá para conocer lo que distintas personas tienen para ofrecer y quieren a cambio, este entendimiento permite tentarlos de una forma más inteligente que se traducirá más rápidamente en devolución económica.

  • Elevar la visibilidad del proyecto: Por más que a muchos les cueste o no les guste, el financiamiento colectivo funciona gracias a la interacción social. Los proyectos se comparten, comentan y critican. Es vital participar en esta situación, dándole mayor trascendencia al proyecto, aceptando las opiniones aunque no sean todas a favor.

Foto (cc): photosteve

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.