Llevo unos días probando la nueva Radio de Spotify, una característica que sólo está disponible en la versión preview, junto con las aplicaciones presentadas hace poco y que están llamadas a revolucionar el servicio de arriba a abajo. Podría decirse que el concepto de la nueva radio de Spotify no es novedoso en varios aspectos, en primer lugar, porque ya existía una radio en la aplicación, puede que no fuese la característica más usada ni la más brillante, pero bueno, ahí estaba. En segundo porque supone una imitación del modelo con el que otros han triunfado en Estados Unidos, como Pandora o Last.fm en su día, pero mejorándolo en mi opinión de manera sustancial como vamos a ver unas líneas más abajo.

El concepto de la radio es el siguiente, escogemos un artista o una canción que nos guste y bien desde un menú desplegable dedicado a ello o bien arrastrando al icono de la aplicación en la barra lateral creamos la nueva 'estación' de radio. Usando el inmenso catálogo y un motor de recomendaciones que por lo que he podido ver está bastante pulido inmediatamente el sistema nos empieza a recomendar canciones en base a la que le hemos proporcionado, es tan simple como eso, escoger una canción que se aproxime a lo que nos apetezca escuchar y dejar que Spotify solo haga el resto.

Es, de hecho, una manera mucho efectiva, o por lo menos más rápida, de descubrir música que las listas de reproducción. Como muchas otras cosas, no puede admirarse en su totalidad ni ser descrita con justicia hasta que efectivamente lo pruebas. La primera vez que lo encendí, y teniendo en mente lo que venía siendo la experiencia de Spotify hasta ahora, no tenia muchas esperanzas acerca de la misma, pero después de dejar que hiciese su trabajo durante cuatro o cinco canciones seguidas tuve que quitarme el sombrero ante la estupenda selección de canciones, la mayoría escogidas en cuanto al género pero también teniendo en cuenta mis favoritos, artistas relacionados o temática, puse por ejemplo una canción de una banda sonora y empezó a recomendarme canciones de otras películas.

Hice la misma prueba con otra banda sonora y llega al punto de diferenciar las puramente instrumentales/orquestales (hizo una con Ennio Morricone y Henry Mancini para llorar de la emoción) y las vocales de artistas famosos que colaboran como Steve Tyler en Armaggeddon (de ahí me recomendó una pequeña maravilla que hizo Bryan Adams para una película de animación de Dreamworks, Spirit: Stallion of the Cimarron).

Pero por encima de su impecable funcionamiento, de que funciona extremadamente bien y que probablemente sea lo mejor que me haya ocurrido a la hora de escuchar música probablemente desde el propio Spotify, ante todo y como mencionaba en el título, la nueva radio es una declaración de intenciones. En el evento en el que hicieron la presentación de las nuevas aplicaciones (hay algunas buenísimas como TuneWiki o Moodagent que son carne de otro post) Daniel Ek, el CEO de la compañía dejó bien claro que aspiran a convertirse en la aplicación de reproducción musical por defecto, algo parecido a un iTunes de la música por streaming, una tendencia que cada vez a seguir creciendo más y más a pesar del endurecimiento no hace mucho de las características de la cuenta gratuita, con cinco reproducciones cómo máximo por canción. Con características como esta, Pandora, MOG y otros servicios que ofrecen recomendaciones por canción empiezan a verse seriamente amenazados.

En defensa de Pandora, de la que he sido fiel admirador durante bastante tiempo y usuario regular, hay que reconocerle que el algoritmo de recomendación está bastante más pulido, probablemente debido al uso, a la experiencia y a todo el background de usuarios que tienen detrás, sin embargo, falla en la libertad y flexibilidad que ofrece Spotify en cuanto a reproducción y ampliación de la canción que escuchamos. Es decir, pongamos que nos gusta una canción, podemos volver a reproducirla las veces que queramos (en Unlimited y Premium), buscar más canciones del mismo álbum, del mismo artista, géneros relacionados... todo a partir de la caja de búsqueda y con un golpe de ratón, en los otros servicios la mayoría de las veces no podemos retroceder o explorar contenido adicional con la misma libertad.

Más que como una radio tradicional o una radio basada en internet con un sistema de recomendaciones la radio de Spotify debe entenderse como una manera nueva descubrir todo el contenido que puede ofrecernos la aplicación, ya no es sólo las listas o las búsquedas específicas, es escoger una canción que nos guste y dejar que se haga el resto. Dónde pueden terminar de mejorarlo e implementarlo es en la versión móvil, donde sería un grandísimo punto a favor y facilitando más el acceso a aplicaciones de terceros (difícil eso sí por cuestiones de derechos), pudiéndolo utilizar en un Sonos, por ejemplo. Las cartas están puestas sobre la mesa y la competencia es feroz, el tiempo dirá quién se lleva la mano.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.