Hace escasas horas Amazon ha presentado en Nueva York su entrada al mercado de las tablets, Kindle Fire. Lo hace de la mejor manera posible para plantarle cara al hasta ahora líder en el sector, el iPad de Apple. Un precio irresistible para un producto que promete según ha presentado las características el fundador de la compañía Jeff Bezos. Kindle Fire saldrá a la venta el 15 de noviembre a un precio de 199 dólares (146 euros). La tablet presentada correrá en una versión modificada del sistema operativo Android 2.1 Eclair y significa la entrada a un mercado del que hasta ahora Apple no ha tenido un gran rival.

Lo primero de todo hablemos de las características que la tienda ya ha expuesto en la web:

  • Pantalla de 7 pulgadas multitáctil con IPS y tratamiento anti-reflectante para un peso de 413 gramos.
  • Procesador de doble núcleo a 1,2 Ghz.
  • Capacidad de vídeo a 1024 x 600 píxeles en una resolución de 169 ppp y 16 millones de colores.
  • Capacidad de 8 GB, suficiente por lo que dicen para las aproximadamente 80 aplicaciones que llevará instaladas de salida. Además, la compañía añade que estos 8 GB equivalen a tener 10 películas, 800 canciones o 6.000 libros.
  • Almacenamiento en la nube gratuito de todo el contenido de Amazon.
  • Batería de una duración de 8 horas de lectura continua o 5,5 de reproducción de vídeo con Wifi. El tiempo de carga completa de la batería es de aproximadamente 4 horas.
  • Conectividad a través de Wifi con soporte WEP, WPA y WP2. No admite conexión a ad-hoc.
  • Puerto USB 2.0 y audio de 3,5 mm audio jack incluido.
  • Kindle Fire será compatible con los formatos: TXT, PDF, MOBI, PRC, DOC, DOCCX, JPEG, GIF, PNG, BMP, AAC, MP3, MIDI, OGG, WAV, MP4 y VP8.

Lo primero que podríamos decir de la llegada de Kindle Fire es su sorprendente precio. Parece que Amazon, al igual que hiciera con el famoso Kindle, ha rebajado el producto al mínimo para poder entrar con fuerza en el mercado. Si pensamos que el precio del iPad o la Galaxy Tab superan los 400 euros, esos 199 dólares del producto rebajan con mucho la media de las dos grandes competidoras.

La jugada es un paso tremendo para la compañía que hasta ahora se había limitado a su famoso lector de libros electrónicos en blanco y negro. Desde luego, por infraestructuras no será, ya que detrás de este lanzamiento nos vamos a encontrar a toda una maquinaria ya construida, la mayoría perteneciente al ecosistema de Amazon, por lo que la implementación de contenidos será más sencilla.

Y es precisamente eso, los contenidos, la parte fundamental y la base para que una tablet triunfe, de lo que se abastecerá en la casa. Detrás de la tablet se encuentran los servicios de Amazon con cientos de libros electrónicos, la descarga de música o el visionado de películas y programas que ya se encontraban en la tienda online, tanto en Kindle Cloud, como en Prime.

El tamaño elegido también difiere de las 9,7 pulgadas del iPad. Finalmente se han decantado por el mismo tamaño que utiliza Samsung. En cuanto a la llegada del color, no cabía otra forma. La tinta digital del Kindle no tenía lugar en un sistema multimedia enfocado entre otras cosas al visionado de vídeos.

Sea como fuere, tenemos un nuevo producto que habrá que probar, pero tratándose de Amazon, es una apuesta más que seria. De ponerle algún pero a las características mostradas quizá le falte la implementación de una cámara para realizar llamadas VoiP o el añadido de 3G junto al Wifi de la tablet. En todo caso, el próximo 15 de noviembre saldremos de dudas, fecha en la que Amazon anuncia los primeros envíos de Kindle Fire. Eso sí, el lanzamiento inicial se restringe a Estados Unidos.

👇 Más en Hipertextual