Si alguien ha visto una ventana de oportunidad en [la entrada de **Netflix** en **América Latina**](http://alt1040.com/2011/07/netflix-latam), es **Televisa**. La cadena de televisión más grande de México [ha llegado a un acuerdo](http://vivirmexico.com/2011/07/netflix-televisa) para que sus contenido estén disponibles a través del servicio de *streaming*. Según el pacto, la empresa de **Emilio Azcárraga Jean** dará hasta tres mil horas de contenido para los espectadores latinoamericanos.

Eso sí, el acuerdo incluye una cláusula que indica que sólo se liberarán programas y series **un año después de que sean emitidos** en señal abierta en México, con lo cual, se pierde buena parte del impacto. SIn embargo, desde una visión de negocio, Televisa ha tomado una decisión muy inteligente en términos de **penetración de mercado.** Aunque se podría pensar que el blanco debería ser Estados Unidos (donde Netflix cuenta [con muchísima aceptación](http://alt1040.com/2011/06/netflix-numeros)), la cadena ha apostado más por el *cono sur*; en especial, por países como **Brasil, Argentina o Chile**, audiencias muy atractivas para la compañía.

Independientemente de la calidad de los contenidos –que a mí [me parecen deleznables](http://vivirmexico.com/2011/05/televisa-la-nueva-defensora-de-nuestros-valores-morales) en su inmensa mayoría–, Televisa ha visto en Netflix un mecanismo no sólo de propagación e internacionalización de sus productos, sino también una forma de **alargar la vida de dichas series**. El fenómeno no es desconocido: muchos programas (en especial, las telenovelas) tienen un *boom* en otros países cuando son emitidas por la televisión local. ¿Por qué no ahorrarse ese intermediario y abrir el catálogo por Internet a disponibilidad?

La proyección es ambiciosa: Televisa planea incluir hasta **50 mil horas de contenidos en Netflix**. Para los mexicanos, nos parecerá más de lo mismo –aunque no dudo que haya gente que se frote las manos por revivir su telenovela favorita o alguna serie de antaño–. Habrá que ver cuáles son las otras cadenas que se apuntan con el servicio de *streaming*, el cual **llega a América Latina a finales de 2011**. Lo que queda claro es que, más que una amenaza para las grandes cadenas, Netflix puede ser un aliado muy poderoso. Por lo pronto, paso sin ver.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.