Hace unas semanas recogíamos el rumor de que un gigante del videojuego, Electronic Arts, pensaba hacerse con PopCap Games (líder del mercado casual móvil y digital) por mil millones de dólares. Una vez más se confirma aquello de que cuando el río suena, agua lleva.

Nos despertamos hoy con el anuncio oficial, que materializa la compra por valor de 750 millones de dólares. La cifra es siete veces superior a los ingresos que PopCap amasase el pasado año, cuando se embolsó 100 millones (80% de los cuales correspondieron a ventas digitales).

John Riccitiello, CEO de EA, entiende ésta una combinación irreprochable, de la que ambas compañías saldrán beneficiadas. Un servidor no opina lo mismo. El propio directivo me da la razón sin quererlo cuando alude al buen rendimiento de PopCap, que «ha hecho un gran negocio por si sola«.

La responsable de grandes éxitos como Peggle y Plants vs Zombies estaban inmersos en un imparable proceso de crecimiento que esta operación podría afectar. Sí, el capital de la empresa se ha multiplicado de forma imponente, pero veremos hasta qué punto PopCap sigue preservando su independencia.

Sería una pena que EA Mobile absorbiese a la desarrolladora, reorientando sus proyectos hacia franquicias tan conocidas como poco acordes al segmento móvil. Y es que PopCap es más exitosa cuando de engendrar nuevas IPs se trata. Ni que decir tiene que un Plants vs Sims sería del todo horripilante. Esperemos que no llegue la sangre al río.

Desde EA aseguran que su objetivo es hacer llegar los títulos de PopCap a «más países, más dispositivos y más canales«, fruto de lo cual juegos como Bejeweled o Zuma globalizarán aún más su audiencia.

Si extendemos nuestro análisis a lo financiero, no parece que el accionariado de la empresa haya respondido con la efusividad esperada. Ya con los primeros rumores de compra, las acciones de EA bajaron 3.4 puntos hasta los $23.35 por acción. En lo que respecta a hoy, no se han registrado cambios significativos, comenzando la jornada con un descenso de 0.9 puntos.

Resulta extraño, porque como hemos dicho, EA sí tiene mucho que ganar con PopCap a poco que sepa hacerla sentir como en casa.

Riccitiello ha buscado motivar al entorno corporativo respecto a la transacción, para ello ha difundido un memorando interno en el que recalca lo racional de la operación y cómo PopCap ha elegido a EA entre los muchos compradores a la cola por compartir ambas «los mismos valores«.

Todo es paz y amor, también desde el bando de la adquirida. Garth Chouteau ha hablado para Kotaku sobre la posible incidencia que esta operación pueda tener para con su compañía, exponiendo el típico discurso de que todo será igual, sólo que más grande y disponible a una audiencia mucho mayor.

Aún así, Chouteau habla de «ayudar a EA en la realización de conversiones de forma más fácil y rápida«, lo que no termina de dar muy buena espina…

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.