Hace unos días Nokia presentó el N9, su teléfono inteligente que tendrá a MeeGo como sistema operativo. La impresión de muchos de los usuarios, entre los que me encuentro, es que parece que en el fabricante finlandés podrían haber comenzado a haber dado con la tecla correcta, aunque con mucho retraso.

Pues bien, aunque las críticas al funcionamiento del N9 sean maravillosas esto será algo que no le importe demasiado a Nokia, ya que no cambiará nada en su postura respecto a MeeGo, el futuro de los terminales de Nokia pasa por Windows Phone 7.

Esto queda claro después de leer las declaraciones del CEO de la empresa finlandesa, Stephen Elop, que asegura que el N9 será el único smartphone que tengan con MeeGo. Lo ha dejado claro en una entrevista en el sitio web finlandés Helsingin Sanomat.

Aunque realmente el N9 tiene una pinta estupenda y me hubiera gustado que desde Nokia le dieran más cancha a MeeGo, lo cierto es que comprendo la decisión tomada por Nokia. Han tardado mucho tiempo en dar el paso para dejar un sistema operativo errático como era ya Symbian y lo han hecho para usar Windows Phone 7, no tendría mucho sentido que los finlandeses estuvieran jugando a dos bandas con dos sistemas operativos diferentes, les haría más mal que bien.

Según indica Elop, las conversaciones con las operadoras para la llegada de sus primeros terminales con Windows Phone 7 van por muy buen camino, lo cual darles a entender sin lugar a dudas que han tomado la decisión correcta al elegir el sistema operativo de Microsoft. Aunque esta dependencia que pueden tener de Microsoft ha sido criticada desde algunos puntos, algo que también ha querido defender Elop, asegurando que continuarán desarrollando software y que además lo harán bajo Windows Phone 7, lugar donde pueden tener ventaja respecto al resto debido a los acuerdos que tienen con Microsoft.

En cualquier caso hasta que los usuarios no tengamos en nuestras manos sus primeros smartphones con Windows Phone 7 y se pueda ver de primera mano cómo funcionan --y el impacto que tienen para frenar la caída progresiva que están teniendo-- no podremos saber si a ciencia cierta si Nokia ha dado los pasos indicados.