El reconocimiento facial automático es una de las características nuevas de Facebook que más polémica han levantado. En diciembre se anunció sobre la implementación de esta función, la cual toma como referencia a los integrantes de tus álbumes de fotos para sugerirte nombres y ahorrarte tiempo en el etiquetado de imágenes.

Si bien el reconocimiento facial ya estaba disponible en Estados Unidos desde principios de 2011, fue hasta hace algunos días que se introdujo de forma internacional. El problema es que la red social ni siquiera notificó sobre la activación del servicio, sino que fueron millones de usuarios alrededor del mundo los que encontraron, de pronto, que Facebook podía reconocer su rostro y el de sus amigos.

Ante esta situación, la Unión Europea ha decidido cuestionar a Facebook sobre esta característica. Los encargados de la protección de datos preguntarán a la empresa sobre qué criterios tomó en cuenta para activar esta facultad en los perfiles sin consulta previo del usuario. Otra de las preocupaciones es que el reconocimiento facial podría relacionar información personal con las imágenes en la base de datos.

Por supuesto, Facebook jura que esta característica únicamente se desarrolló pensando en ayudar a la gente a etiquetar sus fotos, pero también es cierto que esta función fue impuesta sin dar opción al rechazo y que su desactivación es bastante críptica. La Unión Europea está preocupada porque el reconocimiento facial esté activado por predeterminado; y también cuestionará sobre los riesgos potenciales de esta herramienta para los usuarios.

Si no estás contento con esta nueva función, puedes desactivarla desde las opciones de privacidad. Debes acceder a las opciones personalizadas y localizar el apartado de "cosas que otros comparten". Ahí debes deshabilitar la función de "sugerir fotos mías a mis amigos" y listo. De este modo, Facebook no relacionará tu perfil con imágenes de terceros en las que aparezcas.