Probablemente no me confunda si digo que una de las cosas más habladas durante los últimos días es Google+, la nueva red social en la que ha estado trabajando Google desde hace tiempo. Los rumores sobre esta red social se remontan hasta finales del año pasado, allá por octubre ya se comentaba que la empresa de Mountain View tenía algo entre manos, y por fin ya lo hemos conocido.

La primera pregunta que probablemente se pase por nuestra mente es, ¿será Google+ un nuevo fracaso?. Este es un nuevo intento de Google por entrar en lo social de lleno, después de Google Wave y Google Buzz.

Google Wave

El primero fue presentado en Google I/O, levantó la expectación de mucha gente, pero una vez las invitaciones se iban expandiendo y más gente entraba en la herramienta, más se hacía patente que no terminaba de echar a caminar. Hoy en día si entramos en Google Wave nos encontraremos con que el servicio continúa en línea, pero su uso está muy limitado en lo que a usuarios se refiere. Personalmente tengo la sensación de que Wave era una gran herramienta, con un potencial inmenso, pero que estaba poco madura.

Para los usuarios normales que querían conocer esta herramienta con un muro prácticamente infranqueable. Wave era difícil de entender y su usabilidad muchas veces brillaba por su ausencia, tanto es así que el usuario se podía sentir frustrado por no saber cómo usarlo y simplemente lo dejaba de lado. Y ese mal se extendía a los usuarios que si lo sabían usar, pero que no le daban uso porque sus contactos no lo hacían. El claro ejemplo de que una herramienta social buena que no cuente con una base social fuerte, tiene todas las papeletas para morir. Y Google Wave sigue viva porque algunos usuarios lo usan y sobre todo, porque Google se puede permitir mantenerlo en línea.

¿Ha sido Google Wave un fracaso? Desde el principal punto de vista, completamente. Fue presentado como un bombazo, hubo una sensación de que llegaba algo revolucionario, pero ahí quedo todo. Sin embargo, no fue completamente un fracaso, al menos desde el punto de vista tecnológico. Google a podido aprovechar mucho del trabajo hecho en Wave y muestra de ello es que parte del corazón de este servicio está disponible en Google Docs. Por lo tanto, a pesar de lo malo, el experimento no le salió mal a Google y terminó sacando algo positivo de Wave.

Google Buzz

La llegada de Google Buzz fue polémica, muy polémica. En Google tuvieron la idea de integrar esta nueva herramienta con uno de sus productos estrella, usados por millones de usuarios, Gmail. Esto de por sí puede ser considerado un error, pero el gran error y lo que originó toda la polémica fue el cómo manejaron la privacidad de este nuevo servicio, ya que seguían a todos los contactos que tuviéramos en Gmail de forma automática.

Todo eso nos llevó a que los usuarios se encontraron casi de la noche a la mañana con un intruso en una de sus herramientas más usadas, quitando espacio y tiempo. Que además de ser molesto por distraernos con su contador de buzz no leídos resultaba que cualquiera al que hayamos enviado un email podía tener acceso a nuestros elementos compartidos o nosotros a los suyos.

En menos de un mes comenzaron a llegar las demandas por violaciones de la privacidad, asunto que se ha zanjado con el pago de 8,5 millones. En mi opinión Buzz ha supuesto un fracaso más estrepitoso que Wave, ya que se ha convertido algo residual y probablemente no ha dado nada bueno a la compañía. En la actualidad el servicio sigue funcionando, pero la realidad es que su uso es muy pobre y se ha convertido en una continua replicación de lo que podemos ver en otros servicios: puro ruido.

Y ahora, Google+

Y ahora después de muchos meses de desarrollo Google vuelve a esperanzarnos de nuevo, pero ahora los usuarios sabemos que no todo lo que hacen en la empresa del a gran G ha de ser bueno y por lo tanto, la prueba que tiene que superar Google+ es muy dura. Hasta el momento esta red social se encuentra en fase de beta cerrada, pocos usuarios tienen acceso, pero las primeras impresiones comienzan a circular por Internet y parece que Google ha hecho las cosas bien, o al menos mejor que en el pasado.

Entre algunos de los rumores que ha habido durante los últimos meses una de las cosas que se ha comentado es que Google estaba modificando muchos de sus servicios para hacer que la red social estuviera muy integrado dentro de estos. Y parece que será así, la puesta de la compañía es muy fuerte, tanto que situará Google+ en un lugar destacado, en la primera posición de su barra, salvo cuando estemos en el buscador.

Independientemente de esto, han tenido mucho tiempo para madurarlo y hacer con una relativa calma. Por lo que se ha visto el diseño es sobrio, elegante, realizado por uno de los creadores del primer Mac. Y sus características parecen ser muy sólidas, transmite la sensación de ser una red social que va más allá, un paso por delante del resto, creando círculos de amistad y gestionándolo de forma muy interesante.

Ahora mismo estamos en un periodo de novedad, Google lo vuelve a intentar, lanza una nueva aplicación social con la que espera tener un mayor éxito que en el pasado. Los pasos que tomen ahora marcaran en buena parte el futuro de la red social, un periodo muy amplio de beta cerrada podría no ser bueno, del mismo modo que un lanzamiento demasiado temprano podría afectar del mismo modo.

¿Tú qué opinas?

La verdad es que Google+ promete mucho, parece que en la empresa de Mountain View han aprendido de sus errores del pasado y que tienen un producto que parte desde un nivel mucho mejor que los anteriores servicios sociales que han lanzado. Ahora se enfrentan a --al menos-- dos puntos clave para su futuro:

  • Gustar a los usuarios es el primer punto para que el servicio comience a cuajar. Este ha de ser útil y atractivo, no servirá de nada que tenga funcionalidades innovadoras si estás han sido mal diseñadas o erróneamente aplicadas. Lograr esto es un punto importante a su favor, pero el punto más importante es

  • Recuperar el tiempo perdido, y es que mientras Google ha ido cometiendo fallos con los dos servicios anteriormente mencionados y desarrollado esta alternativa, el resto se ha hecho más fuerte y ha ido conquistando a los usuario. La gran cuestión es si esta red social gusta a los usuarios, si será capaz de limar poder al resto de herramientas sociales disponibles en la actualidad.

En definitiva, que Google+ no lo tiene nada fácil para ganar algo de terreno al resto de redes sociales, primero se tiene que ganar a los usuarios, algo que tampoco será sencillo. Pero estoy seguro de que los esfuerzos de la compañía no serán en balde en esta ocasión y que tendrá un mayor éxito, si será capaz de obtener tanta notoriedad como otras redes sociales es otra guerra a la que probablemente en la sede de la empresa no miran a corto plazo.

Ahora me gustaría conocer vuestra opinión, para ello os pido que contestéis la encuesta que hay a continuación y por supuesto, espero cualquier tipo de comentario.

👇 Más en Hipertextual