Científicos de la Universidad de Illinois han logrado la construcción de un sistema de seguimiento en red con un margen de error máximo de 690 metros, es decir, un sistema capaz de ubicarte a través de tu IP (sin que la persona haya concedido privilegios) el rastreo en un radio máximo que no llega a los 700 metros. La noticia cambiaría (a peor, según se mire) los nuevos sistemas de los anuncios online, quienes actualmente trabajan con un sistema de precisión de no menos de 35 kilómetros a la ubicación del usuario.

Yong Wang, científico en computación en China, ha sido el encargado de llevar a cabo el proyecto en conjunto con los científicos de la Universidad de Illinois. Para realizar la técnica, utilizaron las empresas de Wang en China y la Universidad en Estados Unidos como puntos de referencia para conseguir una precisión mucho mayor, ya que en ambos casos utilizan para el alojamiento de las webs los servidores locales, de esta manera las IP de los servidores están atadas a la ubicación física.

Wang empleó Google Maps para encontrar tanto la web como las direcciones físicas de ambas organizaciones. El resultado le brindó alrededor de 76.000 puntos de referencia. Si lo comparamos por ejemplo con otros métodos de geolocalización, la diferencia es enorme, ya que estos últimos apenas dan unos pocos cientos de puntos de referencia establecidos. El método consta de tres fases o etapas:

– Una primera en la que se mide el tiempo que tarda en enviar un paquete de datos a la «meta» y la convierte en una distancia.
– Una segunda parte donde Wang y sus colegas enviaron el paquete de datos a los servidores de Google Maps en los puntos de referencia para encontrar los routers que lo atraviesan. De esta manera, al compartir router en el destino y en el punto de referencia, los investigadores pudieron comparar el tiempo que tarda en llegar a cada máquina desde el router.
– La última fase tiene que ver con la repetición de la búsqueda con el fin de ser más exactos, comparando los tiempos de demora una vez más y acercando así la distancia lo más posible.

Aunque como ellos mismos dicen, el resultado hoy por hoy no puede ser exacto, aseguran que el método conseguido obtiene un valor que no sobrepasa los 690 metros de radio con una exactitud que puede llegar a los 100 metros.

Además hasta ahora era necesario para este tipo de precisión que el usuario revelara deliberadamente su ubicación, con el método de Wang no hacen falta permisos. Un avance que, si bien podría aplicarse para mejorar resultados de búsquedas individuales de los usuarios, podría también emplearse entre anunciantes online para mejorar el rastreo de cada uno de nosotros.

También en Hipertextual:

La actualidad tecnológica y científica en 2 minutos

Recibe todas las mañanas en tu email nuestra newsletter. Una guía para entender en dos minutos las claves de lo realmente importante en relación con la tecnología, la ciencia y la cultura digital.

Procesando...
¡Listo! Ya estás suscrito

Participa en la conversación

16 Comentarios

Participa en la conversación, deja tu comentario

  1. Que mania por controlarlo todo tienen estos americanos, y luego para que digan que en España somos cotillas.

  2. Supongo que el sistema, por lo que explicais, es similar al de un sonar, mandar un paquete de datos y ver el tiempo de respuesta de la IP objetivo. Solo habría que variar este tiempo, tiene que haber alguna forma de hacerlo. Estoy con Carlos, si quiero ser localizado, habilito, no quiero servicios que no pido.

  3. Esto es clara y absolutamente negativo!!
    El cuento, verso, mentira, reitero METIRA! de que puede ser usado para darnos mejor servicio nadie se lo pidió. Si uno quiere precisión, uno habilita. Sino es lo mismo que el opt out HIPÓCRITA de Facebook.
    Solamente un ignorate total en cuistiones sociales y políticas se puede ver algo de positivo en esta noticia.

  4. Pingback: Anónimo
  5. Sí , hay algo malo en Internet. Si bien obtenemos muchísimos beneficios, también presenta algunas desventajas, como almacenar cada vez más datos personales y ahora ser localizados con cada vez más presición. Recuerdo que hace 10 años se hablaba de los chips implantados bajo la piel. Pero se dieron cuenta que eso no era necesario. Con nuestra IP es suficiente.

  6. La mayoría de la población no se da cuenta de ello, pero cada día que pasa estamos más controlados.

    Si se usa para que la publicidad sea de nuestro interés tiene un pase, pero es como todo, si cae en malas manos…