Google Street View es un servicio increíble. La primera vez que lo vi me pareció algo futurista y con tecnología de primera --de hecho sigo pensando lo mismo-- y es además una herramienta muy útil para muchas cosas; me ha ayudado a llegar a mi destino y poder ver desde antes a dónde voy exactamente (viendo los números de las casas), me ha permitido planear una caminata con lugares que valga la pena ver y a la hora de planificar mis viajes me ayuda a "conocer" el lugar antes de estar ahí.

Aún así, en distintos lugares del globo, Street View recibe muchas críticas y ha sido muy polémico, principalmente por una cosa: la privacidad. Por lo visto a mucha gente le preocupa aparecer en fotografías que forman parte del Street View o les preocupa ser reconocidos por alguna persona que de casualidad encuentre su cara mientras usa el servicio.

Para ejemplificar esto solamente hace falta citar dos casos: Alemania y Suiza.

El caso de Google Street View en tierras germánicas es bien conocido; el gobierno alemán creo una ley para regular este tipo de servicios, después Google es obligado a quitar las imágenes que "atenten contra la privacidad" de una persona si ésta lo solicita --en las que aparezca esa persona su coche o casa--, ante lo cual sólo poco menos de 250,000 personas solicitaron que su casa fuera removida del mapa interactivo.

El caso helvético es un poco más reciente. La semana pasada un juez dictaminó que Street View violaba los derechos de privacidad del pueblo suizo y que, puesto que el software que se encarga de difuminar automáticamente rostros y matrículas de coches es preciso "solamente" en el 99% de los casos, era necesario que este proceso se hiciera manualmente. Esto es obviamente algo muy poco práctico y poco costeable.

Ante la presión gubernamental Google ha repensado su estrategia y ha decidido dejar el proyecto de Street View en Alemania; los mapas que ya existen se mantendrán pero no se renovarán, además de que no se agregarán más ciudades. El servicio se quedará como está hasta estos momentos. No sería raro entonces que los chicos de Mountain View decidieran hacer lo mismo en Suiza y quitarse unos cuantos problemas.

La gran pregunta es ¿qué tanto bien están haciendo estos países al poner trabas a Google Street View? Es cierto que todos necesitamos algo de privacidad, pero a me parece que estamos cayendo en la paranoia. A mi no me molestaría aparecer en alguna imagen de esta plataforma, no creo que el hecho de que la gente pueda ver mi casa o mi coche --los cuales, increíblemente, también pueden ver offline si vienen hasta aquí-- ponga en riesgo mi integridad o vulnere mi privacidad.

Por otro lado siempre hay cosas buenas en el servicio, hay incluso quien pide que Google Street View pase por Palestina, hay gente que decide hacer turismo de la mano del servicio o incluso reinterpretarlo como una obra de arte.

Increíble que muchas veces las personas que se quejan de la seguridad en estos servicios sean las mismas que estén en Twitter o Facebook prácticamente haciendo un streaming de su vida, día a día. Entonces, ¿ustedes consideran que Google Street View vulnera su privacidad? ¿pedirían que Google los elimine a ustedes o a sus casas?