FreeBSD es un verdadero gigante, pero en cierto sentido ha tenido mala suerte. El primer sistema operativo libre, mediante el cual se crearon algunas de las tecnologías y protocolos más importantes, completamente indispensables para el modo de vida actual, nunca pudo consolidarse en número de usuarios debido a un pleito legal. De no ser por ese pleito (terminado hace muchísimo tiempo y en favor de FreeBSD), Linux no hubiera nacido. Y así es que, al día de hoy, muchos gurúes han abandonado el sistema operativo del pingüino en pos de una comunidad todavía más elitista y cuyo logo fue creado, en la década del 80, por el propio Lasseter. Sí, el de Pixar.

Y si hablamos de tecnologías importantes de los últimos años, la PlayStation 3 de Sony es una verdadera locura y hace diez años ninguno de nosotros hubiera imaginado que una consola de videojuegos pudiera llegar a tener la potencia y el procesamiento de la rival de Xbox 360. Por esto es que es un verdadero logro que el equipo de desarrolladores de FreeBSD (comunidad que contó entre sus filas a un joven Julian Assange) haya logrado portar el sistema operativo a la PS3. Recordarán que hasta hace no mucho tiempo, era posible instalar Linux en las consolas de Sony, pero recientemente la empresa japonesa eliminó esta funcionalidad.

Hace unos días, finalmente, la consola fue completamente hackeada, pero todavía estamos esperando que despierten los desarrolladores, que parecen estar todos ocupados (y con motivo) en Kinect. Lo cierto es que, si bien quedarían algunos puntos medio inestables, estos serían completamente solucionados para la versión 9.0 de FreeBSD. Mientras tanto, si quieren experimentar un poco, deben tener en la PS3 un firmware anterior a la versión 3.21 y netbooting. Para ver una guía (más bien escueta y simple, fiel al estilo BSD) de cómo hacerlo, pueden ver el correo en que hicieron el anuncio.

Vía: FreeBSD List