Hace unos días el periódico New York Times contaba una historia de un comercio Brooklyn que no sobresalía precisamente por la buena atención al cliente, esto hacía que su página web se llenase de grandes cantidades de comentarios negativos, que tuvieron un efecto positivo sobre la web. Dichos comentarios negativos hicieron que la web subiera y estuviera mejor situada en el buscador de Google, a lo cual el dueño del negocio se jactaba indicando que unos comentarios negativos no le vendrían mal.

En Google no ha sentado demasiado bien esto y han reaccionado de forma rápida haciendo una modificación del algoritmo que calcula el PageRank de los sitios web. En el blog de Google no han detallado que cambios han realizado en el algoritmo, pero si han señalado que ahora tiene en cuenta cierto tipo de palabras con las cual se podría detectar si un cliente no ha quedado satisfecho con el trato recibido.

Con la incorporación de esta modificación buscan mejorar los resultados que pueden encontrar los usuarios de Google en el buscador e intentar cortar de raíz el modelo de negocio que ha seguido esta tienda, que gracias a los comentarios negativos veían como más gente podía llegar a su sitio.

Ahora bien, esto puede derivar en algunos cambios en el modo de comportamiento general del buscador en el cálculo de sus resultados, todo dependiendo del funcionamiento que tenga el algoritmo a partir de ahora. Por eso han decidido no entrar en demasiados detalles, para evitar que la gente pueda aprovechar estos cambios para aprovecharse de ellos o para dañar a la competencia. También hay que ver si esta modificación no sólo afecta a determinadas páginas web sino a todas por igual, con lo que cualquier blog que tenga demasiados comentarios negativos también podría ver afectado su PageRank.

Y es que en uno de los casos que puede derivar esta modificación es que el número de mensajes de trolls vayan en aumento en los sitios web de la competencia, lo cual también degradaría los resultados que puede mostrar el buscador. Pero para ello primero tendrán que encontrar formula correcta y según han indicado los ingenieros de la compañía esta primera versión será mejorada, por lo que es probable que en un tiempo cubran gran parte de las posibilidades para aprovecharse de los cambios.