Tras muchos dimes y diretes entre Google y la industria editorial hoy por fin el gigante de las búsquedas ha presentado oficialmente en los Estados Unidos su propio servicio de venta de libros electrónicos bajo el nombre de Google eBooks. Por el momento solamente está disponible en los EE.UU (a lo largo de 2011 irán habilitando la tienda en otros países) y nace con un catálogo inicial de más de 3 millones de libros.

En cuanto al modelo, como se esperaba, es diametralmente diferente al de Amazon o Apple. De manera resumida podemos decir que Google eBooks nos permite ir creando “en la nube” nuestra propia biblioteca de libros electrónicos a la que podremos acceder para leerlos desde el propio navegador del sobremesa o el móvil (han implementado un lector que tiene muy buena pinta) o descargarlos a cualquier otro dispositivo que soporte ePub/PDF y leerlos en él (así que el Kindle se queda fuera).

Además rematando la jugada también han lanzado aplicaciones nativas para iOS y Android y los consumidores pueden elegir entre comprar directamente en la Google ebookstore (la tienda propiamente dicha) o desde alguna de las tiendas online independientes y minoristas asociadas (se comprenden desde donde se compren los libros quedarán almacenados automáticamente en la cuenta de Google eBooks del usuario).

En resumen, puñetazo magistral tanto a Amazon como a Apple quienes siguen optando por modelos extremadamente cerrados, lo que tiene ventajas pero también muchos inconvenientes y ahora uno más: van a tener que competir con una tienda que les supera en oferta y le da muchas facilidades a los usuarios tanto a la hora de comprar como a la hora de elegir en qué gadget disfrutar lo comprado.

Obviamente todavía es pronto para emitir juicios de valor más profundos, pero a priori, bravo Google bravo, lo has vuelto hacer realmente bien.

Vía: Bitelia