Primero le tocó a los australianos poseedores de un iPhone despertarse involuntariamente una hora antes por culpa de un bug que tiene la aplicación Reloj del terminal y el día de ayer el turno de sufrir el fallo nos llegó a los europeos (aquí las alarmas sonaron una hora más tarde), quienes en la madruga del domingo cambiamos al horarios de invierno. Y ahí está el quid de esta cuestión, en el cambio de horarios.

El caso es que la aplicación Reloj del iPhone tiene un pequeño bug por culpa del cual “no entiende” los cambios de horarios anuales. Es decir, que aunque el pasado domingo los iPhone de usuarios Europeos si que retrasaron automáticamente en sesenta minutos la hora del reloj como consecuencia del cambio de hora estival, la app Reloj simplemente no reconoce del todo el nuevo horario, lo que da como resultado que las alarmas configuradas en horario de verano suenan una hora después de la hora correcta.

Este bug solamente afecta a aquellas alarmas configuradas con recurrencia (las que suenan regularmente de forma automática determinados días) y se sabe que la versión 4.2 de iOS lo solucionará, pero mientras eso llega y no llega, hay varias soluciones lógicas:

  • Reconfigurar las alarmas creadas en horario de verano para que no sean recurrentes
  • Atrasar en una hora las alarmas configuradas en horario de verano para compensar el desfase
  • Eliminar las alarmas creadas en horario de verano y volverlas a crear. Según varios comentaristas esta solución no funciona

Realmente en mi opinión este caso es bastante penoso y poco gracioso. Apple conocía el error desde hacía tiempo por lo que deberían haber sacado actualización que lo corrigiera o por lo menos haber informado en masa a sus usuarios de que existía. Seguramente a mucha gente llegar una hora tarde a donde fuera no les causó muchos problemas, pero seguro que a otros muchísimos sí. Finalmente a ver si esto sirve también para que los de la manzana le metan mano de una vez a la aplicación Reloj, la cual no tocan desde las primeras versiones de iOS (antes conocido como iPhone OS) y no funciona mal --salvo por este garrafal error-- pero se puede mejorar.