Xmarks, el sincronizador de marcadores anteriormente conocido como Foxmarks, echa el cierre. Será el 10 de enero y lo adelantan en su blog y durante las próximas horas se lo comunicarán a todos los usuarios de este servicio de forma oficial. Pese a ser el sistema de sincronización de marcadores más usado del mundo no han logrado encontrar un modelo de negocio sostenible, por lo que han decidido parar las actividades.

Aunque no sin antes hacer un último esfuerzo ya que según informa Todd Agulnick, el CTO de Xmarks, la pasada primavera ya comenzaron a buscar un comprador para la empresa que salvara el servicio. Además recibieron un duro golpe cuando Firefox y Google Chrome comenzaron a usar sus propios servicios de sincronización, con los que es muy difícil competir cuando vienen instalados por defecto. A pesar de ello en el día de ayer se crearon 3.000 nuevas cuentas en Xmarks.

¿Nuestros datos corren peligro? Según informan en el mismo anuncio del cierre no nos tenemos que preocupar por los marcadores, contraseñas y cualquier otro dato que hayamos sincronizado con el servicio. Los datos no serán vendidos y se asegurarán de borrar toda la información una vez el servicio se haya cerrado. No obstante si esto es algo que quieres hacer tu mismo, puedes borrar de forma inmediata los datos y cerrar la cuenta antes de que llegue el 10 de enero.

Así pues, con más de 5 mil millones de marcadores sincronizados de más de cinco millones de usuarios Xmarks nos dice adiós y yo como usuario suyo desde la época de Foxmarks lo lamento mucho. Personalmente me parece la mejor herramienta de sincronización de marcadores y contraseñas, no sólo dentro de un mismo navegador sino entre distintos navegadores. Desde que apareció Firefox Sync en sus primeras versiones y es muy bueno, pero no permite la sincronización entre navegadores y eso es lo que perdemos con Xmarks.

Muchas veces el pez grande se come al pez pequeño, normalmente hemos visto como servicios han aguantado la llegada de servicios creados por las grandes empresas, pero en este caso me parece realmente difícil rentabilidad el servicio con un modelo de negocio poco claro agravado con la llegada de servicios gratuitos de empresas que no tiene que subsistir de un solo producto. Por mi parte lo seguiré usando hasta los últimos días y llegado el momento del cierre utilizaré únicamente Firefox Sync a la espera de una alternativa que permita realizar la sincronización entre navegadores.

👇 Más en Hipertextual