Han pasado ya diez días desde el lanzamiento de iAd, la nueva y prometedora plataforma de Apple para introducir publicidad en las aplicaciones de la App Store, no está demás ver qué tal se está comportando y lo más importante, cómo de satisfechos están los desarrolladores que ya han empezado a utilizarla.

Puede que 10 días parezcan pocos, pero no conviene olvidar que Steve Jobs mencionó en la presentación del iPhone 4 que esperaban dominar el 48% del mercado de publicidad móvil , una barbaridad, sólo 8 semanas después de su lanzamiento, eso son 56 días, así que estamos cerca del 20%.

Parece que en Cupertino pueden darse por satisfechos porque de momento las cosas van bien, extremadamente bien, hace poco un desarrollador reportó unas ganacias de $1400 dólares en un sólo día únicamente con una aplicación que permitía usar el flash de la cámara del nuevo iPhone como una linterna. Por cada 1000 impresiones del anuncio ganaba $148 dólares, altísimo en comparación con su rival directo, AdMob de Google, que le daba menos de $1 dólar por lo mismo. Otros desarrolladores, sin embargo, aunque también en una proporción mucho más elevada de lo normal, no están percibiendo cifras tan elevadas.

Pero cuidado, que aunque son datos muy prometedores, están muy lejos de lo que va a llegar a ser iAd con el tiempo. Hay que tener en cuenta varios factores, en primer lugar la novedad, a muchísima gente, entre los que me incluyo, le ha picado la curiosidad sobre el sistema y se llegan a bajar aplicaciones específicas sólo para probarlo. En segundo lugar de momento sólo hay dos iAds funcionando ahora mismo, el de Nissan que vimos en la keynote y uno de Unilever, así que la variedad no es mucha.

Con el tiempo se cree que la cifra llegará a normalizarse en torno a los $15 y $30 dólares por cada 1000 impresiones, que no deja de estar muy bien pero que no es ni mucho menos una cifra tan alta como la del principio. Otra pega es que de momento no se han servido demasiados iAds, todavía no parecen haber llegado al gran público, así que parece claro que lo que le hace falta ahora mismo a Apple son dos cosas: más variedad de anuncios y muchas más impresiones, una vez se estabilice no es que vaya ser una plataforma de publicidad que otorgue márgenes de beneficioes altísimos pero sin duda va a ofrecer un porcentaje de ingresos mayor a todo lo que hay hasta ahora.

¿Esto es bueno aparte de, por supuesto, para Apple? Sí, creo que esto es buenísimo, dejando a un lado las distancias que recorte con respecto a la competencia y sus tensiones con Google si los desarrolladores de aplicaciones empiezan a percibir cantidades relativamente altas de dinero en aplicaciones gratuitas que se sostienen únicamente por publicidad, es muy posible que empecemos a ver una bajada de precio general en muchos casos y muchos otros que de ser aplicaciones de pago pasen a ser gratuitas. Eso sin contar, claro, con que el resto de competidores tienen que ponerse las pilas en cuanto a margen de beneficios si quieren estar a la altura, lo que de nuevo nos beneficia doblemente. De momento sólo acaba de empezar, veremos qué lejos es capaz de llegar iAd.

Via: Digits