Si uno se da un paseo por las versiones *online* de los principales periódicos mexicanos es fácil toparse con alguna noticia en la que se habla de narcotráfico, aunque por desgracia siempre son pocas y completamente “oficialistas”. México sufre el cáncer del narcotráfico desde hace tiempo, pero tanto los medios como las autoridades se empeñan en lanzar el mensaje de que “aquí no pasa nada”, o de que sí pasa, pero que no es tan grave y se está luchando, eficientemente, contra la epidemia de tiros y muertos.

**Mienten. La realidad es muy diferente a lo que apunta el guión oficial**, y no lo digo yo, lo dicen los que día sí y día también conviven con los muertos, las balaceras en las calles, el miedo, la impasividad y hasta las amenazas. Me estoy refiriendo, obviamente, al pueblo mexicano, el cual se ha cansado de callar y [está utilizando la red y sus herramientas](http://www.233grados.com/blog/2010/04/mexico.html) para realizar sus propias crónicas sobre la situación que se vive en varias partes del país.

Un buen ejemplo que ilustrar lo dicho lo encontramos en Twitter y los *hashtag* [#reynosafollow](http://twitter.com/#search?q=%23reynosafollow) y [#reynosa](http://twitter.com/#search?q=%23reynosa). Estas dos etiquetas están siendo utilizadas por la comunidad *twittera* de la ciudad mexicana de [Reynosa](http://www.reynosa.gob.mx/), en la que el Cártel del Golfo y Los Zetas mantienen sangrienta guerra con las calles como campo de batalla, para **denunciar el caos que vive la población y también para advertir a sus congéneres de situaciones de peligro**. Otro ejemplo, esta vez en forma de blog, lo encontramos en [Todo sobre el narcotráfico en mexico](http://todosobrenarcotraficoenmexico.blogspot.com/), publicación que se dedica a denunciar e informar sobre el cáncer del narcotráfico.

Y dicho esto, “*no todo lo que reluce es oro*”. Mantener y ser parte de este movimiento no es fácil, los “medios tradicionales” de México ya han intentado en varias ocasiones desacreditar todas estas herramientas y los narcos también las empiezan a utilizar como otro canal para extender el miedo. Pero a pesar de esto aquí las reglas son otras, aquí manda la masa, y la masa se ha cansado de callar y aguantar. **Espero pues que todo este movimiento continúe creciendo y no sea “ensuciado”**, el pueblo mexicano debe seguir denunciando ante el mundo la situación que muchos viven por culpa del narcotráfico y la impasividad e ineficacia de las autoridades. Ánimo México, ánimo.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.