El Kindle, o uno de los protagonistas indiscutibles del mundo de los dispositivos para leer libros y periódicos electrónicos, acaba de ser el protagonista de un estudio desarrollado por la Universidad de Georgia cuyo objetivo era dilucidar el nivel de satisfacción de los usuarios del Kindle a la hora de leer periódicos en él. Para llegar a las conclusiones que seguidamente comentaré la gente de la Universidad de Georgia desarrolló el mentado estudio que duró seis meses en los cuales a los participantes del mismo se les dejó un Kindle y se les pidió que leyeran el periódico georgiano Atlanta Journal-Constitution. ¿Y qué dijeron las cobayas en esta ocasión?

Pues por un lado tenemos a los jóvenes que manifestaron no estar contentos con el Kindle ya que lo consideran un dispositivo “viejo”, en comparación con sus teléfonos de última generación, que tiene varias carencias como el no disponer de pantalla táctil, aplicaciones u otras características. Por el otro lado los adultos echan de menos la clásica textura del papel de periódico entre sus manos y otras cosas clásicas como los crucigramas o viñetas de cómic. Lo que sí parece que gustó a todos fue la calidad de la pantalla del Kindle y algo que quedó también claro en el estudio fue que lo de poder leer periódicos no es suficiente reclamos para vender el e-reader de Amazon.

Y dicho todo esto claramente hay que tener cuidado con las conclusiones que podemos sacar y ser conscientes de lo siguiente: el estudio estaba muy acotado. Solamente se refiere al mundo de los periódicos y el tiempo que cada participante tuvo el cacharro entre sus manos fue limitado, por lo que valorar el Kindle teniendo en cuenta solamente una de sus características y en "circunstancias especiales" no es justo ni representativo.

Servidor saca las siguientes conclusiones. El estudio sí deja ver que el tema de poder leer periódicos en el Kindle no es algo suficientemente atractivo para vender el e-reader, de lo que se deduce hay que aportar valor a este respecto. También que los jóvenes tienen la percepción de que el Kindle es anticuado, algo que se soluciona con nuevas características (el secreto está en cuantas más y cuales). En definitiva el estudio para mi es una primera radiografía sobre algo nuevo que demuestra aún le falta mucho por evolucionar.

Vía: Gizmología