Asteroid

La Agencia Espacial Federal de Rusia está considerando diferentes formas de poder desviar el asteroide Apophis, de aproximadamente 450 metros de diámetro, que pasará cerca de la Tierra por el 2030. Por suerte la NASA anunció que existen cuatro posibilidades en un millón pero los rusos no quieren perder el tiempo y harán todo lo posible para tener todo preparado ante una posible catástrofe.

Sea como sea, si esto llegase a suceder, la agencia espacial estadounidense explicó que Apophis no puede generar una catástrofe a nivel mundial.

Mientras tanto Anatoly Perminov, la cabeza de la agencia rusa, no concuerda. A él científicos le revelaron que Apophis podría colisionar con la tierra en el año 2032 y, ahora entiendo por qué está tan preocupado, hay chances de que caiga en Rusia, sobre todo en la parte sur del país.

Perminov no dio muchos detalles, pero reveló que no utilizarán armas nucleares sino solamente las leyes de la física. Sheldon Cooper podría hacer un gran trabajo en este capo, sin duda.