Si eres un amante de la ecología y un hacker en potencia, quizás esta iniciativa sea una buena forma e combinar ambas, ya que la empresa Kentico, que se encarga de desarrollar software, presentó lo que llamaron "Trees For Bugs".

El proyecto tiene el fin de plantar un árbol cada vez que alguien encuentre un bug en alguna de sus aplicaciones. Sin duda esto no es más que una estrategia de marketing para hacerse un poco de publicidad y además de haber sido realmente buena, también tiene propósitos que ayudarán al planeta.

Aunque lógicamente esto, al menos en mi opinión, tiene algo un poco más redituable para Kentico detrás. Veamos, qué es mejor para una empresa, contratar 15 desarrolladores y pagarles para que busquen errores en sus sistemas o plantar un árbol cada vez que un usuario externo que no gana absolutamente nada lo reportó. Yo voy por la segunda, no sé ustedes.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.