Fuck The RIAA

Esta semana probablemente ha sido una de las más duras en relación al golpe que las empresas antipiratería el están generando a los diferentes trackers y sitios que enlazan archivos .torrents.

Primero la justicia de Suecia le ordenó a Black Internet, el ISP de The Pirate Bay a sacarlo de la red, cosa que hicieron. Después de un día todo volvió a la normalidad porque los administradores cambiaron de posting.

Días más tarde el administrador de la red BTArena, que creó un clon de The Pirate Bay, fue amenazado por las autoridades de Rumania y, lamentablemente, también tuvo que sacar el sitio de la red.

Después nos enteramos que la justicia le ordenó a Mininova a sacar los .torrents que enlacen a material con derechos de autor, cosa que ya empezaron a hacer. Y si bien anunciaron que esto es prácticamente imposible porque las personas suben material todo el tiempo, pronto supuestamente implementarán un sistema que hará esta comprobación automáticamente.

Hoy arrestaron a una persona de Suecia que tenía un servidor en su sótano con nada menos que 10.000 películas y todavía no se determinó qué es lo que hacía en la red (si tenía un sitio de warez, alimentaba alguna red P2P o qué).

Todas estas cosas me hacen cuestionar realmente si es como vengo pensando hace tanto tiempo y si la famosa hidra que tiene cientos de cabezas (y a la que le crecen otras cada vez que una es cortada) de la que se habla cuando sitios de este tipo caen realmente es imparable. Sin duda los movimientos de las agencias de antipiratería están siendo coordinados y el universo BitTorrent está sufriendo grandes golpes.

👇 Más en Hipertextual