Dexter

No todo en la vida es ciencia ficción, historias espaciales épicas, trilogías complicadas, superhéroes y extraterrestres. Esta es una selección total y completamente subjetiva de cinco grandes series que seguramente gustarán a los geeks, aunque sus temáticas sean absolutamente alejada de lo que nos llama la atención, pero que contienen algunos elementos argumentales que nos enganchan.

  1. 24: se caracteriza por ser en tiempo real, es decir, cada minuto en la serie es un minuto en la vida real. Cada episodio es una hora en la vida de Jack Bauer o el anti-heroe más heróico que tenemos en la actualidad. Geeks saltan de la emoción cuando aparece Chloe sentada en su ordenador listo para ayudar a Jack.

  2. True Blood: Una historia desarrollada en un pueblo de Louisiana, Estados Unidos centrada en Sookie Stackhouse (una chica con poderes telepáticos) y Bill Compton (un vampiro que desea "mainstreamear" o reintegrarse en la sociedad).

  3. Mad Men: Se centra en los acontecimientos de una agencia de publicidad en Madison Avenue (New York) en la década de los 60's. También se expone los cambios sociales, políticos y económicos de la época. La exactitud visual y la recreación de los ambientes son espectacularmente bien hechos.

  4. Dexter: un asesino en serie que es policía, una temática demasiado atractiva para dejarla pasar. Al igual que series como House, CSI o The Mentalist, el personaje principal se basa en un estricto código de lógica para llevar a cabo sus acciones, aunque en este caso los códigos morales son total y completamente diferentes a los que estamos acostumbrados.

  5. House: Una de las series de TV más vistas de la historia. El personaje central que da nombre a la historia es Gregory House, un doctor genio que usa técnicas poco convencionales para diagnosticar casos raros en pacientes de un hospital en New Jersey. Hay extensas similitudes con Sherlock Holmes.

¿Agregarías alguna otra serie --que no sea geek-- a la lista?