Cada día en Reino Unido miles de cartas son enviadas a personas que son acusadas presuntamente de haber descargado material con copyright desde la red ya que eso fue lo que acordaron hace un tiempo. Pero siempre hay alguien que quiere dar la nota. En este caso fue la empresa Karoo que decidió, sin más, desconectar a estos usuarios sin enviarles ningún tipo de notificación.

Si esto ya era algo completamente inaudito y vergonzoso que iba contra las leyes de los clientes británicos, la única opción que tienen las personas que poder volver a reinstalar el servicio es firmar un documento en el que se declaran culpables. WTF?!

Andrea Robinson es uno de estos usuarios y explicó que el formulario dice básicamente que es culpable y que por ese motivo no lo firmó. Todavía no tiene internet y parece que eso continuará durante un tiempo, ya que la única empresa que brinda acceso en su barrio es Karoo.

Según la BBC este caso no es el único, sino que esto ya viene sucediendo hace 2 años. ¿Nadie piensa hacer nada?

No me extrañaría que si alguien firmara un día llegue el BPI para enjuiciar y sacarle algo de dinero a gente que, en muchos casos, ni siquiera es culpable.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.