Cristina Fernández de Kirchner, presidenta de Argentina, estuvo en un evento provincial e hizo referencia al "impuestazo tecnológico" del cual ya les venimos hablando hace tiempo acá en ALT1040.

Esta vez se encargó de defender esta medida sin pies ni cabeza asegurando que lo único que se pretende es incrementar el trabajo a través de las inversiones de capitales extranjeros que apostarán en la Argentina (o en realidad recaudar, que es lo que en realidad se pretende hacer).

La presidenta dijo que, a través de las importaciones que se realizaron en lo que a dispositivos electrónicos se refiere, se creó un trabajo por 6 mil millones de dólares y aseguró además que si esos 6 mil millones de dólares se hubieran fabricado en el país se habría generado todavía más trabajo.

Esto es completamente cierto. Si se hubieran creado aquí, el trabajo sería mayor, pero no se crearon aquí y aumentar el impuesto no hará que las empresas inviertan en el país con el riesgo que tienen de perder su capital. Eso es lo que el gobierno parece no comprender.

Por otra parte, un estudio de la consultora Marco Marketing Consultants revela que la brecha digital aumentaría nada menos que un 24%.

Para los que no están enterados, con el "impuestazo tecnológico" se pretende aumentar el impuesto a los dispositivos que se fabriquen en el exterior de 10,5% a 21%.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.