Uno de los autos de Google que toma fotografías para luego subirlas al servicio Google Street View fue acorralado por habitantes de una villa de Buckinghamshire en Reino Unido porque consideran que es una invasión a su privacidad.

Paul Jacobs fue la persona que vio el automóvil y le advirtió al conductor que no ingresase a Broughton. Luego, al ver que no se retiraría, fue rodeado por vecinos del lugar y al Googlecar no le quedó otra opción que girar en U y retirarse.

Mi reacción inmediata fue de enojo. ¿Cómo se atreve alguien a fotografiar mi casa sin mi consentimiento? Esta es un área rica y ya tuvimos seis robos en las últimas seis semanas. Si nuestras casas aparecen en Google es una invitación a que más criminales ataquen. Estaba determinado a oponerme y entonces llamé a la policía.

Por otra parte, la empresa, quien está enterada que hay muchas personas que están en contra de que sus autos y casas aparezcan en el servicio, dijo que justamente por eso tienen un servicio que permite de forma muy simple que sus propiedades desaparezcan del servicio.

Es importante aclarar que la ley no prohíbe sacarle fotografías a casas, así que esto no va a detener a Google ni nada similar. Eso sí, me pongo en el lugar de Paul Jacobs y la verdad es que no me gustaría demasiado que mi vivienda apareciera en Google Street View.