Poco tiene que ver Barack Obama y Garth Brooks, aún menos relación hay entre estos dos personajes y la velocidad del sonido, pero John Huntington los usa para visualizar el viaje del sonido y la reacción de las personas.

Durante los actos de posesión de Obama, Brooks cantó una canción llamada Shout! donde pedía a las personas que levanten las manos, pero la multitud fue tan grande y masiva que cuando el sonido llegaba a las filas de atrás, ya habían pasado dos segundos; de hecho es posible ver cómo el sonido va de la parte de adelante del público hasta atrás y cómo, a medida que viaja, la gente reacciona levantando sus manos.