agencia-espacial-mexicana

Más de uno pensará que las primeras iniciativas de uso de la tecnología espacial mexicana estarían enfocados en potenciar tecnológicamente productos propiamente aeronáuticos, militares o de consumo, pero parece que éstas van por un lado de mayor necesidad: el de la salud, sobre todo en regiones pobres.

Según explica el doctor Ramiro Iglesias Leal, las consultas a distancia mediante satélite permitirían ampliar los servicios médicos en una escala difícil de conseguir hoy en día. Aunque no haya contacto físico con el paciente, los doctores podrían hacer un diagnóstico completo (presión, respiración, etc.) gracias a la avanzada tecnología de comunicación y transmisión de datos. Esto funcionaría mediante unidades móviles (terrestres, aéreas y acuáticas) que irían a donde se necesite, la aplicación permitiría atender pacientes de comunidades alejadas o de difícil acceso.

La tecnología espacial se usaría básicamente en la salud del campo, de las comunidades dispersas y pequeñas, de la montaña, de la selva, del desierto de las pequeñas islas continentales, lugares donde difícilmente se pueden examinar y tratar a pacientes graves porque no hay médicos.

La creación de la Agencia Espacial Mexicana (AEXA) fue aprobada por unanimidad el año pasado y se discute la creación de una plataforma de despegue de naves espaciales en las costas de Yucatán, proyecto por el que la NASA ha mostrado interés debido a la alineación geográfica con Florida.

Me parece una iniciativa interesantísima que se pretenda atender un campo bastante inesperado pero tan importante como sus necesidades actuales. Llega tarde, pero lo hace, la tecnología mexicana urge potenciarla, y si su fin sirve directamente a la gente, qué mejor.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.