Una carta que publicó Gizmodo y que supuestamente viene de un empleado anónimo de Belkin revela algunos datos realmente turbios dentro de la empresa.

Ayer les comentaba que el presidente de la empresa, Mark Reynoso, publicó una carta abierta explicando que la noticia que aseguraba que Belkin estaba pagando US$0,69 por las reseñas positivas a través de Amazon era falsa.

Bueno, la realidad es que ahora las declaraciones entran en duda porque una supuesta carta de un empleado de la empresa (anónima, lógicamente) asegura que estas prácticas son de lo más normales. De hecho, también dice que muchos de los gadgets que se envían a las personas que hacen reseñas tienen firmwares arreglados para ocultar errores, que se falsifican logos de certificación y que Reynoso está ocultando todo esto mientras se aumenta el salario todos los años.

Pero algo me huele raro, porque en la carta también se asegura que los empleados compran productos de la competencia, incluso cuando los de Belkin se los regalan, porque la calidad de sus creaciones es desastrosa (¿no será demasiado?).

Los productos de Belkin no son los mejores del mundo ni tampoco los peores, de hecho, muchos son más que interesantes. Así que habrá que esperar para ver si esto es una simple estrategia de una empresa o alguien que quiere desprestigiar a Belkin o si en realidad Reynoso es una especie de Satanás que está destruyendo la compañía poco a poco.