¿Qué pasa cuando una red social crea adicción? El ejemplo lo encontrarán ustedes en Tuenti, asediada por problemas en sus servidores debido al crecimiento en el número de usuarios, y a la cada vez mayor actividad de la comunidad allí formada.

Por suerte, el equipo de desarrollo ha migrado sus servidores para ofrecer un mejor servicio. Y sí, para eso hay que tumbar la página dejando a cientos de peligrosos junkies sin su droga. Tan peligrosos, hasta el punto de dejar durante la madrugada una media de 78 comentarios por hora en el blog de Tuenti, pidiendo la vuelta cuanto antes del servicio. ¿Cómo pide un adicto su droga? Así, por ejemplo:

Llevo desde las 00:20 aproximadamente, recargando la pagina de Tuenti cada 5 minutos y todavía no funciona… estoy empezando a tener sudores extraños, tengo ansiedad, siento que me falta algo…

Entiendo que la gente se haga adicta a la droga, al porno o a los videojuegos... pero, ¿a una red social? Está claro, los tiempos están cambiando, y el tópico de los más populares de clase ha saltado a internet.

👇 Más en Hipertextual