Realmente curioso el efecto conseguido, y efectivamente, recuerda la mejor época de M.C. Escher, repleta de obras de esas que vienen bien para ejercitar el cerebro buscando una lógica. En el caso de la foto, es fácil encontrarla en un buen manejo de Photoshop.

Enlace: If M.C. Escher had a camera