Tras la victoria de Obama en Iowa, todo indicaba que Hillary lo tendría complicado para ganar en New Hampshire, al menos así lo decían los sondeos que pintaban tan mal para la ex Primera Dama, que terminó por llorar en una de sus más recientes apariciones. No se sabe si esto le habrá ayudado a sumar puntos, lo que sí es cierto es que la senadora ha ganado con el 39% de los votos, frente a un 37% de Obama y el 17% de Edwards.

Pero también hay vida en el Partido Republicano, donde John McCain se hizo con la victoria en las primarias de este estado. Lo ha hecho con un 37% de los votos, quedando así por encima de su más director competidor, Mitt Rommey, que sólo alcanzó el 31% de los votos. Muy lejos quedó el ganador de Iowa, el ultraconservador Huckabee, que sólo reunió el 11%.

A todo esto, y luego de 2 estados, yo me pregunto ¿qué pasa con Giuliani? Porque el ex Alcalde de Nueva York partía como uno de los grandes favoritos de las primarias republicanas, y de momento no se ha comido un rosco. Eso sí, quedan mucho por delante.

Enlace: Hillary Clinton frena el ascenso de Barack Obama | Foto: NY Times