Johnny Chung Lee es un estudiante graduado de la Universidad de Carnegie Mellon y miembro del Human-Computer Interaction Institute, al que se le ocurrió intercambiar el lugar habitual de la barra sensora de Wii, y el mando de la misma consola. El resultado, aunque depende unas curiosas gafas, es realmente novedoso y hace más fácil controlar algunos videojuegos.

Lee se ha hecho muy famoso con sus inventos basados en el Wiimote -el fingertracking o la pizarra multitouch-, y la gente se pregunta cómo es que Nintendo aún no le ha contratado.

Enlace: Head Tracking for Desktop VR Displays using the WiiRemote