El encuentro se celebró porque nos lo pidieron nuestros aliados y amigos: Estados Unidos, Reino Unido y España; sobre todo España.

Lo ha dicho José Manuel Durao Barroso, presidente de la Comisión Europea y entonces presidente de Portugal, que además afirma que en aquella reunión, se suministraron informes "que no se correspondían a la verdad" sobre la existencia de armas de destrucción masiva.

Luego José María Aznar dijo que esta foto era "la expresión gráfica del retorno de España al punto más alto de decisión internacional y de la plenitud de nuestro país en el escenario de la política atlántica".

También fue la expresión de un gobierno que no escuchó a miles de personas que gritaron No a la Guerra. Fue la foto que nos marcó como aliados de una sangrienta guerra, de cuyas consecuencias todavía nos acordamos.

Enlace: Durao Barroso desvela que Aznar fue quien más insistió en la foto de las Azores

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.