Seguramente sin él, la historia de los videojuegos no habría sido la misma, a pesar de lo absurdo de su planteamiento: corretear recopilando pastillitas mientras unos fantasmas te persiguen, eso sí, cuando te tomas una pastilla más grande, eres tu el que persigue a los fantasmas durante un corto período de tiempo.

Fue un [**10 de octubre de 1979**](http://www.wired.com/science/discoveries/news/2007/10/dayintech_1010) cuando [**Pac-Man**](http://ecetia.com/?s=pacman) salió a la luz en Japón. El juego diseñado por [Toru Iwatani](http://en.wikipedia.org/wiki/Toru_Iwatani) fue recibido de manera fría en el país nipón, donde se estrenó bajo el nombre de *Puck-Man*. El éxito del título se evidenció tiempo más tarde, cuando llegó a las recreativas estadounidenses.

Desde entonces son muchísimas las [versiones](http://www.p-six.de/pacman/liste.html), [secuelas](http://en.wikipedia.org/wiki/Pac-Man#Spin-offs) y [parodias](http://alt1040.com/archivo/2006/07/04/pac-man-a-la-mexicana/) que se han publicado del juego, pero no creo que haya un sólo jugón en el mundo -por [muy animal](http://ecetia.com/2006/07/11/un-mono-juega-a-pacman/) que sea-, que no reconozca el machacón *waka waka* que reproduce el bueno de Pac-Man por allá por donde pasa. Incluso hubo [versión en dibujos animados](http://www.clipfish.de/player.php?videoid=MTQ5Njh8Nzc2OTAx), que se estrenaron en la televisión estadounidense en septiembre de 1982.

Y es que como dice la canción: *el tiempo pasa y nos vamos haciendo viejos...*