¡jaja! (sí, este es el post más corto de la historia)