Hace unos días contábamos de la basura que vamos dejando en la Luna o Marte, hoy La Flecha publica un cable de AP que dice lo siguiente:

Un astronauta que realizaba una caminata espacial lanzó el lunes a la órbita dos grandes trozos de equipo viejo que se hallaban en la estación internacional. Clayton Anderson lanzó primero al espacio un trípode de cámara que pesaba 90 kilos (200 libras) y luego un tanque de amoníaco, del tamaño de un refrigerador y con un peso de 635 kilos (1.400 libras).

La NASA dice que no pretende seguir botando basura en la órbita de la tierra, pero en este caso "no tenían opción". ¿Cuánto falta para que uno de estos trozos de material sin utilidad golpeen fuertemente a alguna nave en la órbita?