Richard Buckminster Fuller fue un inventor muy excéntrico que en su constante empeño por obtener la mayor productividad de todas las cosas, anunció un sistema mediante el cual aseguraba, era más que posible vivir normalmente durmiendo sólo 2 horas al día.

El 11 de Octubre de 1943 la revista TIME lo explicaba:

Una persona tiene un primer almacenaje de energía, que se completa rápidamente, y luego tiene una segunda reserva, la cual tarda más en recuperarse. Así que él pensó que una persona podría ser capaz de acortar sus períodos de descanso si se relajaba enseguida luego de que su energía primaria se hubiese agotado.

Fuller llegó a la conclusión de que cada 6 horas llegaba ese momento de fatiga, y que con media hora de sueño era más que suficiente para sentirse descansado. Como cuentan en De Medicina, el inventor duró 2 años viviendo con este sistema, pero finalmente lo dejó por una evidente falta de compatibilidad con el resto del mundo.

Habría que probarlo, porque según Fuller fue la condición más vigorosa y alerta que sintió en toda su vida. Más de uno me dirá que dormir es muy bueno y saludable, pero ¿qué es mejor? ¿dormir o sentirse descansado?

Enlace: Dormir es sólo un mal hábito