¿Es posible vivir 12 días bajo el agua sin ser miembro de la tripulación de un submarino? La respuesta es afirmativa gracias al experimento que hizo Lloyd Godson, un biologo marino que vivió ese tiempo en una cápsula submarina de 3 metros de largo y 2 de ancho.

Durante esos días, Godson llevó una vida casi normal: obtenía la electricidad de paneles solares y un generador de energía a pedales, respiraba gracias a una máquina que procesa algas para que den oxígeno y la comida le era suministrada por buzos.

Aunque la cápsula sólo estuvo a 4 metros de profundidad, el biólogo espera ayudar a la exploración submarina e incluso espacial, para lo que el considera como un primer e importante paso. Además pudo cumplir uno de sus grandes sueños, gracias a los 40 mil dólares que ganó en el concurso Live Your Dream de la revista Australian Geographic.

Lo más curioso es el pasatiempo que tuvo nuestro amigo submarino: vio videos en su laptop y gracias a una conexión inalámbrica pudo hablar con gente alrededor de todo el mundo, que estuvo interesada en el experimento. Ese es uno de nuestros grandes anhelos: tener wifi hasta debajo del agua.

Enlace: Australian emerges after two weeks in underwater box | Vía: Boing Boing