Grandes noticias de un largo artículo acerca de la venta de música por Steve Jobs publicado hoy en Apple.com, en el texto el gran jefe analiza la actual situación y escribe especialmente acerca del uso de los DRMs en las canciones que se venden en el iTunes Store.

Propone tres situaciones: (1) continuar como vamos, cada tienda usando su propio sistema de protección incompatible entre dispositivos. (2) Que Apple permita a otros competidores el uso de FairPlay por medio de una licencia. (3) Abolir los DRMs por completo que es por supuesto la situación más atractiva. Traduzco libremente alguno de los párrafos más importantes:

Imagina un mumdo donde todas las tiendas en línea venden música libre de DRMs usando formatos abiertos y licenciables, en ese mundo cualquier reproductor de música puede tocar canciones compradas en cualquier sitio. Esta es la mejor alternativa para los consumidores y Apple la adoptaría inmediatamente. Si las 4 grandes disqueras nos permitieran vender música sin DRMs en nuestra iTunes Store, haríamos el cambio y toda nuestra música estaría disponible para comprar sin ningún tipo de protección.

¿Por qué las disqueras aceptarían? La respuesta más simple es que los DRMs no han logrado su cometido, la piratería existe con y sin protecciones; aunque las cuatro grandes requieren que todas las ventas de canciones en línea tengan protecciones digitales estas mismas compañías venden miles de millones de discos sin ningún tipo de protección. Claro, puedes comprar un disco, convertirlo a MP3 y subirlo a internet para que otros lo bajen sin pagar nada.

Si el 90% de la música vendida por las disqueras no está protegida quién se beneficia del otro 10% de música protegida con DRMs? nadie. Los retos técnicos para crear, operar y actualizar un sistema de DRM limita el número de empresas vendiendo música en línea. Si los quitamos probablemente el mercado crezca y nuevas empresas estarán dispuestas a invertir en más reproductores y nuevas tiendas. Esto sólo puede ser visto como algo positivo para las compañías de música.

Actualmente Apple y Steve Jobs tienen un gran poder e influencia sobre la industria musical y que haya publicado este texto es importantísimo y sólo puede ser visto como un paso adelante en la adopción de estándares abiertos para acabar de una vez por todas con el DRM que hace daño tanto a las disqueras, como al músico pero especialmente a los consumidores.

Thoughts on Music (Apple.com)